Menú Buscar

'Hachazo' de 116 millones a la fortuna de los Ortega, los ricos empresarios de Albacete

Los impulsores de la quesera Forlasa y de Renovalia, dos compañías que vendieron, reducen el capital de su principal holding para enjugar pérdidas

Operarios en uno de los campos que explotaba la energética Renovalia, cuya venta fue un 'pelotazo' para la familia Ortega ya que ingresaron unos 1.000 millones de euros / RENOVALIA
15.08.2018 00:00 h.
4 min

La familia Ortega Domingo es una de las principales sagas empresariales de Albacete. Los actuales gestores de la fortuna familiar, que mantienen su histórico perfil público bajo, acaban de realizar una reestructuración de capital en IDM Ortemar, la principal holding de su entramado societario, que aglutina las diferentes participaciones empresariales. La medida supone un hachazo de 116,6 millones en los fondos propios de esta compañía.

Esta compañía gestiona los paquetes accionariales de 15 mercantiles que agrupan distintas ramas de la actividad empresarial que aún mantienen. Desde esta sociedad controlan los negocios de promoción de varias urbanizaciones y compañías como Biodiesel Manchego, Netberry Servicios de Internet o Tu despensa Súper Online. Además, también consolidan los resultados de vehículos de inversión como Ancora Invest Capital y Ancora Advisory Partner.

Pérdidas de las filiales

Tras la operación contable, el capital base de IDM Ortemar queda fijado en 68,35 millones. Con el recorte de los fondos se restablece el equilibrio patrimonial del conglomerado empresarial, que estaba afectado por unas pérdidas de 76 millones de euros al cierre de 2016, el último ejercicio con los datos presentados ante el Registro Mercantil. Cabe tener en cuenta que antes de contabilizar dicho resultado, la sociedad ya arrastraba unos números rojos de 19,8 millones.

De los casi 100 millones en activos del balance, 33 millones corresponden al valor asignado a las 15 filiales. La mala racha en estos negocios también tiene impacto en dicho epígrafe de los estados contables. En 2015, la valoración total de las subsidiarias alcanzaba los 121 millones.

Aeropuerto de Ciudad Real

Entre las operaciones que han lastrado la actividad de la familia está la promoción del aeropuerto de Ciudad Real. Ortemar tenía una participación aproximada del 1% de una infraestructura que estaba llamada a impulsar la competitividad de la comunidad. Se construyó en plena burbuja inmobiliaria y actualmente es uno de los aeródromos fantasma del país.

La sociedad que la había promovida suspendió pagos en junio de 2010 y reconoció un agujero de 319 millones. El concurso de acreedores se prolongó y su comprador, Ciudad Real International Aeroport (CRIA), ha sido incapaz de desembolsar los 56,2 millones que pactó por la propiedad. Su única pista está sin actividad desde abril de 2012.

200 millones con los quesos Forlasa

Más allá de esta operación, el currículum del holding cuenta con otras iniciativas de mayor calado que han propiciado unos beneficios significativos a la familia. 

Los Ortega Domingo vienen de una saga de queseros de Albacete que culminó con la creación de la empresa Forlasa en 1970, la mayor productora del territorio. Fabricaba marcas tan conocidas por el gran público como El Ventero, Gran Capitán o El Cigarral. La familia vendió este negocio en 2010 al grupo francés Lactalis por unos 200 millones de euros.

1.000 millones por Renovalia

El verdadero pelotazo para el conglomerado empresarial familiar vendría cinco años más tarde. La familia Ortega vendía en octubre de ese ejercicio Renovalia al fondo estadounidense Cerberus por unos 1.000 millones. Esta firma de inversión activó la fase de salida de la energética en febrero de 2017 por 1.500 millones.

El conglomerado manchego está liderado actualmente por María Teresa Ortega. La empresaria se puso al frente de las compañías tras la repentina muerte de su hermano, Juan Domingo Ortega, a finales de 2014.

¿Quiere hacer un comentario?