Menú Buscar
La cúpula de Salud, con la consejera, Alba Vergés (c); la secretaria de Salud, Laura Pelay (d) y el director del CatSalut, Adrià Comella (i) / CG

Rebelión contra Salud por el cierre de una unidad de cáncer infantil

Sindicatos y pacientes se alzan contra el desmantelamiento del servicio de Oncología Pediátrica del hospital Parc Taulí de Sabadell

23.01.2019 00:00 h.
6 min

Revuelta contra la Consejería catalana de Salud por el cierre de una unidad que trata el cáncer infantil. Sindicatos y pacientes han montado en cólera ante la decisión del Servicio Catalán de Sanidad (CatSalut) de trasladar el Servicio de Oncología Pediátrica de hospital Parc Taulí, en Sabadell (Barcelona), al Vall d'Hebron Barcelona Campus Hospital, situado en la Ciudad Condal, una polémica marcha que el PSC ha llevado al Parlamento catalán.

De los primeros en alzar la voz contra las intenciones del departamento que comanda Laura Pelay --la titular, Alba Vergés (ERC), está de permiso maternal-- han sido los sindicatos. "Todo lo que sea alejar el servicio del pacientes significa una pérdida de calidad", ha lamentado Enrique Rodríguez, secretario general de CCOO en el Vallès Occidental. El mismo activista ha criticado que "se valore desde una lógica economicista un servicio esencial para la ciudadanía". Según él, "pueden ser solo 20 o 30 kilómetros, pero estamos hablando de niños, y que están muy enfermos, por lo que es una diferencia enorme para ellos. La decisión implica falta de sensibilidad del Govern".

"Mala noticia" y una reunión

El próximo desmontaje de la unidad de Oncología Pediátrica de la Corporación Parc Taulí de Sabadell y su unificación con la del Vall d'Hebron --programado desde legislaturas atrás, acometido ahora- también mereció la crítica de Metges de Catalunya, sindicato mayoritario entre los facultativos. La asociación lo tildó de "mala noticia". En opinión de la agrupación, "la población de referencia del servicio es suficientemente numerosa para mantener la atención en el Vallès Occidental. La proximidad también es un factor de calidad, sobre todo si tenemos en cuenta que hablamos de pequeños".

Fachada de la Corporación Sanitaria Parc Taulí de Sabadell, que perderá la Oncología Pediátrica en febrero / CG

Fachada de la Corporación Sanitaria Parc Taulí de Sabadell, que perderá la Oncología Pediátrica en febrero / CG

Un paso más allá, Usoc ha pedido una reunión con el Departamento catalán de Salud para que la cúpula de la Consejería dé explicaciones sobre por qué ha abordado una reorganización operativa de estas características y, sobre todo, por qué ni los pacientes ni el comité de empresa del Parc Taulí, un consorcio participado por el Ayuntamiento de Sabadell, la Generalitat de Cataluña y la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), no fue informado del movimiento.

En silencio

En el Parc Taulí, precisamente, se afea que la consejería que comanda de forma interina Laura Pelay y su gran aseguradora pública, el Servicio Catalán de Sanidad (CatSalut), actuaran con discreción y con una política de hechos consumados con esta unidad oncológica. "Es que no se enteraron ni los médicos hasta que se avisó al personal o por la prensa. Y claro, hay preocupaciones y cuestiones operativas. Además del posible perjuicio para los pacientes está la cuestión de los empleados. ¿Pasarán a ser personal estatutario al saltar de la plantilla de un consorcio al Instituto Catalán de Sanidad (ICS)?", se preguntan fuentes cercanas al movimiento.

Adrià Comella, director del CatSalut, durante una comparecencia pública anterior / EP

Adrià Comella, director del CatSalut, durante una comparecencia pública anterior / EP

Estas preguntas no las responde la dirección de la ciudad sanitaria que comanda el tecnócrata Joan Martí, que se remite al Departamento que comanda Laura Pelay. Lo que se comenta entre los círculos próximos a la gerencia es que la dirección "lo ha visto pasar sin hacer nada". Ello significa que alguien ha ordenado la unificación, y "este alguien" recae, agregan las mismas fuentes, sobre la figura del doctor Adrià Comella, director del CatSalut, más que Pelay, cuya labor es más institucional al desconocer el sector.

Los pacientes se rebelan

Cualquiera que fueren los responsables de la decisión, esta no pasará desapercibida. Una petición iniciada en Change.org el fin de semana [ver aquí] ya ha recabado casi 30.000 firmas contra el levantamiento de la unidad contra el cáncer en el Parc Taulí, que subre a nueve poblaciones y casi 400.000 personas en la conurbación de Barcelona. En paralelo a ello, hay una creciente corriente de malestar entre el personal, pues la oncología en el Vallès Occidental y Bages está unificada. Esto es, los principales hospitales de las dos comarcas actúan como un solo servicio. "No tiene sentido llevarse parte de una unidad, dejando al resto a la intemperie. De hecho, el Consorcio Sanitario de Terrassa (CST) ha invertido recientemente en maquinaria de radiología para adultos", señalan.

En este sentido, preguntado por la afectación en la vecina ciudad de Terrassa, una portavoz del CST ha indicado que el desmantelamiento de la Oncología Pediátrica en el Parc Taulí "no guarda relación" con la actividad del Consorcio y, de nuevo, se ha remitido al CatSalut para más información.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información