Menú Buscar
Miquel Iceta, Inés Arrimadas y Xavier García Albiol muestran sus recursos ante el Tribunal Constitucional / EFE

El bloque constitucionalista que nunca existió

PP, PSC y Cs evitan un frente común porque legitimaría el ‘plebiscito’ del 21D que plantean los independentistas, pero también por tacticismo y división ideológica

27.11.2017 00:00 h.
5 min

Mientras los independentistas jugaban la carta de la lista unitaria, los partidos constitucionalistas mantenían sus posiciones diferenciadas. El principal motivo era evitar que con su actitud legitimaran el carácter plebiscitario que el secesionismo ha pretendido dar, tanto a las elecciones de 2015 como a las que se celebrarán el 21D. Sin embargo, detrás de ese rechazo de PP, Ciudadanos y PSC a practicar una política de bloques hay mucho tacticismo y profundas diferencias ideológicas.

La última intentona de crear un frente común entre los partidos no secesionistas se produjo el pasado 14 de noviembre, cuando el líder del PP catalán, Xavier García Albiol, envió una carta a Inés Arrimadas (Ciudadanos) y Miquel Iceta (PSC) en la que les proponía incluir en sus programas electorales varios puntos en común. Una fórmula que recuerda mucho a la de Junts per Catalunya y ERC, tras el fallido intento de crear una candidatura conjunta por parte de PDeCAT. Carles Puigdemont y Oriol Junqueras han pactado nueve puntos programáticos comunes, pero la CUP no participa porque rechaza que se haya excluido la independencia unilateral.

iceta millo albiol

Miquel Iceta (PSC), Enric Millo, Dolors Montserrat, Xavier García Albiol (PP) y Jean Castel (Cs)

Albiol sugirió a PP y Cs compartir tres puntos en sus propuestas electorales, entre los que destaca el compromiso de no pactar con ninguna fuerza independentista, es decir, JxC, ERC y CUP. Y también con los comunes, a pesar de la ambigüedad demostrada hasta ahora por el partido que presenta a Xavier Domènech como cabeza de lista.

La carta de Albiol

La carta del dirigente popular ha caído en saco roto. Ni Arrimadas ni Iceta han querido pillarse los dedos. Y tampoco entrar en el juego de Albiol, cuyas perspectivas electorales no son demasiado halagüeñas. Ninguno de los tres partidos constitucionalistas se cierra a un acuerdo postelectoral. Pero otra cosa es quién presidiría ese “gobierno de concentración” al que el viernes aludía Iceta. En este sentido, Albiol no figura en las quinielas, pues los sondeos más optimistas para Iceta otorgan un empate a PSC y Cs como primera fuerza constitucionalista. Es decir, que la pugna por el sillón estaría entre Iceta y Arrimadas.

Carta de Xavier García Albiol

[ Haga clic en la imagen para ampliar ]

Ambos protagonizan ya discusiones mediáticas al respecto, lo que Albiol ha calificado de “batalla de gallitos”. Mientras el socialista se resiste a prometer que hará presidenta a Arrimadas si ésta logra más votos que él --así lo corroboró el pasado jueves el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez--,  la candidata de la formación naranja sí se ha mostrado dispuesta a investir a Iceta si obtiene un resultado mejor que el suyo.

No romper puentes

El PSC prefiere no romper puentes con los comunes, quienes acaban de echarles del gobierno municipal en el Ayuntamiento de Barcelona. Pero es que, además, existen enormes diferencias ideológicas entre los socialistas y la derecha catalana. El modelo educativo, pactado entre PSC y CiU, ha sido utilizado por PP y Cs como arma arrojadiza contra el nacionalismo. La inmersión lingüística y el adoctrinamiento político en las aulas son temas que los socialistas catalanes no piensan utilizar en la campaña. Tampoco piensan entrar en el debate del cupo vasco, en el que Arrimadas se muestra muy beligerante, más allá de cuestionar, como hizo Iceta, que se haya antepuesto a la reforma de la financiación autonómica, pendiente desde 2014.

navarro llanos rivera camacho

Pere Navarro, Llanos de Luna, Albert Rivera y Alicia Sánchez-Camacho

De momento, hay pocos mimbres para visualizar ese frente constitucionalista. Atrás queda aquella imagen conjunta de Iceta, Arrimadas y Albiol ante el Tribunal Constitucional, donde en noviembre de 2015, presentaron un recurso contra la celebración del pleno parlamentario en que debía aprobarse una resolución independentista impulsada por Junts pel Sí y la CUP. Más reciente es la foto de los tres en una manifestación organizada por Sociedad Civil Catalana. Y mucho más atrás queda el brindis en la delegación del Gobierno de 2013, con motivo del 35 aniversario de la Constitución. Mismos partidos y diferentes caras: Pere Navarro, Albert Rivera y Alicia Sánchez-Camacho. Puro posado.