Menú Buscar
Carles Puigdemont en un acto de la Crida per la República / EUROPA PRESS

Puigdemont y Sànchez azuzan a los 'indepes' para sacar adelante la ley de amnistía

La Crida per la República queda relegada a ser un punto de encuentro entre entidades y personas para sacar adelante esta petición

3 min

La plataforma independentista Crida per la República quiere conseguir una ley de amnistía para los líderes independentistas condenados por su participación en el 1-O. Por ello, esta plataforma independentista creada a merced de Carles Puigdemont y presidida por Jordi Sànchez impulsará una campaña popular para reclamar la medida al Gobierno. 

Quim Jubert, miembro de este pseudopartido político que nunca llegó a congregar a las bases secesionistas, ha detallado que la Crida será el punto de encuentro de aquellas personas y entidades que respalden esta petición. Lo que desdibuja, aún más, los fines de la plataforma. 

En búsca del "clamor social"

El objetivo de la campaña es que la petición para que los políticos independentistas queden libre de culpas llegue al Congreso de los Diputados "envuelta de un clamor social", según las palabras de Julbert. El también dirigente del partido peronista de Puigdemont, Josep Ferrer --exrector de la UPC vinculado a EUiA--, ha definido que seguirían un camino similar a las propuestas de 2017, a favor del referéndum ilegal que acabó con los dirigentes secesionistas en la cárcel.

Josep Ferrer y Quim Jubert, dirigentes de la Crida Nacional per la República / CRIDA
Josep Ferrer y Quim Jubert, dirigentes de la Crida Nacional per la República / CRIDA

La línea a seguir mezclaría adhesiones particulares y colectivas a favor de la supuesta ley con movilizaciones en las calles de Cataluña. No obstante, no se han desvelado más detalles al respecto ya que, según han explicado, quieren que sean las entidades y organizaciones que se adhieran a la campaña quienes definan el programa a seguir.

Independentismo fracturado 

Los dirigentes de la Crida han rechazado que esta campaña social se vea enturbiada por el clima de ruptura entre los dos mayores partidos independentistas catalanes. Se han mostrado convencidos de que la evidente tensión entre ERC y JxCat no entorpecerá la unidad en torno a la amnistía, que a su entender es la mejor herramienta para "desjudicializar" el conflicto catalán.

Más allá de capitanear esta campaña, la Crida se ofrece para asumir la constitución de una Mesa de personalidades y un Consejo Jurídico Asesor para promover adhesiones nacionales e internacionales a favor de la amnistía de los presos catalanes.