Menú Buscar
Los candidatos de CUP, JxCAT,BComú, ERC y PSC, en el debate sobre vivienda / CG

Maragall, Colau y Collboni escenifican la pugna a tres por Barcelona

El candidato de ERC, la alcaldesa y candidata a la reelección y el aspirante del PSC copan el debate monográfico sobre la crisis de vivienda en la Ciudad Condal

20.05.2019 11:36 h.
6 min

Pugna a tres sin vuelta atrás por Barcelona en la segunda semana de campaña para los comicios locales del 26 de mayo. Ernest Maragall (ERC), Ada Colau (BComú) y Jaume Collboni han escenificado la lucha límite entre el trío de candidatos por la vara de alcalde de la Ciudad Condal este domingo. Ha ocurrido en el único debate monográfico sobre la crisis de vivienda en Barcelona.

En un escenario favorable a la actual munícipe y aspirante a la reelección --organizado por su cantera, el Observatori DESC, y controlado de cerca por próceres de los comunes como Alberto Tito Álvarez, portavoz de Élite Taxi, o Jaime Palomera, portavoz del Sindicat de Llogaters--, Colau se ha movido como en casa. Ha lanzado puyas contra Maragall --"en su carrera, ¿qué ha hecho sobre vivienda social?"--- y contra Collboni --"a Sánchez le temblaron las piernas para regular los precios del alquiler" y ha salido airosa de los contraataques de éstos, que le han afeado que el presidente del Gobierno es "su socio en Madrid" o que "sus expectativas cuando conquistó la alcaldía no se han cumplido". ¿Otros candidatos? Elsa Artadi (JxCAT) ha llegado tarde, mientras que Manuel Valls (Barcelona pel Canvi-Ciutadans) y Josep Bou (PP) ni se han presentado. Albert Civit (JxCat) se ha quedado solo y Anna Saliente (CUP), ha encontrado solo apoyo en Colau en sus críticas a la Generalitat de Cataluña.

Maragall marca perfil con Colau tras él

¿Quién solucionará el alza sin freno del precio de las rentas? ¿Quién recortará la lista de espera para una vivienda de alquiler social? ¿Quién vaciará la mesa de emergencia habitacional? Todo ello ha quedado sin respuesta clara. Si bien el diagnóstico entre los candidatos es compartido, y sus propuestas transaccionables, nada de ello ha importado hoy. Ha preponderado la estrategia de desgaste del rival ante la cercanía de las urnas. Maragall, líder en las encuestas, ha evitado el cuerpo a cuerpo con Colau y se ha escondido en propuestas sin valor leal, como la carta republicana de ciudad para evitar el repunte de los alquileres. Ha defendido el aspirante de ERC la gestión del Govern en la materia y se ha mostrado como el candidato de la autocrítica. "Ninguna administración puede estar contenta en materia de vivienda", ha aseverado.

Saliente (CUP), Civit (JxCAT), Colau (BComú), Maragall (ERC) y Collboni (PSC) / CG

Saliente (CUP), Civit (JxCAT), Colau (BComú), Maragall (ERC) y Collboni (PSC) / CG

Collboni, a quien los sondeos colocan a las puertas del duelo Maragall-Colau, se ha enfrentado abiertamente a la alcaldesa. "Algo ha fallado, se han hecho menos viviendas sociales que nunca. Todo lo que hicieron alcaldes del PSC, como es la urbanización y rehabilitación de barrios enteros, no se ha hecho", ha lamentado el candidato del PSC. El exteniente de alcalde se ha enganchado también al efecto Pedro Sánchez. "La modificación de la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU) a nivel nacional mostró el camino. Se puede avanzar con pactos de progreso", ha defendido.

Turismo, el "lobo"

Sí ha concitado más consenso el debate sobre el turismo y su relación sobre la vivienda en Barcelona. Desde la CUP hasta BComú, pasando por Ernest Maragall y Elsa Artadi han abogado por congelar el número anual de visitantes que exploran la capital catalana. Collboni ha defendido medidas correctoras haciendo uso de la tasa turística, y ha coincidido con Artadi en no "decrecer" en esta industria. Por contra, Colau y la CUP han avisado de que, en determinados barrios, es necesaria una reducción de los visitantes. La munícipe ha retado a PSC y ERC a anunciar si derogarán el Plan Especial Urbanístico de Alojamientos Turísticos (Peuat), pero los dos candidatos no han entrado al trapo.

En un terreno difícil --la primera pregunta, de Leilani Farha, relatora de Naciones Unidas sobre el derecho a la vivienda, ha versado sobre la posibilidad de expropiar parte de la cartera de pisos de alquiler del fondo Blackstone--, Ada Colau ha dado, pero no ha rematado. Maragall ha sorteado con cintura los ataques de la alcaldesa, que ha tratado de polarizar con él el debate. Collboni, por su parte, se ha enganchado al duelo a dos recurriendo a la herencia de las políticas municipales de ICV en el segundo mayor consistorio español. A siete días de los comicios, ninguna de las propuestas en vivienda social ha encontrado un eco unánime, en un debate centrado a tres con la tardía aparición de Artadi. Los asistentes han terminado coreando "ningún vecino fuera del barrio" mientras los candidatos se retiraban hasta el próximo acto.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información