Menú Buscar
Mossos d'Esquadra en la Estación de Sants de Barcelona tras la falsa alerta terrorista que provocó una hebilla en forma de granada / EFE

Formación antiterrorista a los vigilantes tras el 'gazapo' de Sants

Unos 300 profesionales de la seguridad reciben 'pautas básicas de actuación' ante amenazas yihadistas después de que una pasajera colara una falsa granada en el AVE

12.11.2018 00:00 h.
4 min

Los vigilantes de seguridad de Cataluña recibieron la pasada semana formación contra el terrorismo tras el gazapo de la Estación de Sants de Barcelona, en la que una pasajera consiguió pasar una falsa granada, que resultó ser una hebilla de un cinturón, y embarcar en el AVE. La casualidad hizo que los profesionales del sector recibieran pautas básicas de actuación ante el yihadismo un día después de la criticada actuación en el hub ferroviario.

Según han informado fuentes de la industria a este medio, centenares de vigilantes acudieron al complejo central Egara de los Mossos d'Esquadra de Terrassa (Barcelona) para ser instruidos en antiterrorismo. Estaban convocadas las principales empresas de seguridad que operan en la región, en una sesión a la que acudieron vigilantes de a pie y jefes de servicio en dos turnos. La formación consistió en tres charlas sobre la amenaza yihadista en Cataluña, los indicadores de actividad de este tipo de terrorismo y las citadas pautas básicas de actuación en escenarios de alerta.

El transporte, también

Fuentes cercanas a la sesión han indicado que acudieron a la misma vigilantes de seguridad de infraestructuras estratégicas como la propia Estación de Sants, foco de una alerta antiterrorista el miércoles de la pasada semana por una presunta granada en el equipaje de una pasajera que resultó ser una hebilla de un cinturón en forma de este explosivo. Asimismo, los Mossos formaron a vigilantes de otras instalaciones clave y a profesionales que patrullan grandes concentraciones de personas, según las mismas voces.

Agentes de la Policía Nacional, durante el desalojo de la Estación de Atocha la pasada semana / EFE

Agentes de la Policía Nacional, durante el desalojo de la Estación de Atocha la pasada semana / EFE

'Era una formación largamente demandada por el sector. Rechazamos que se criminalice a toda la industria por un incidente puntual en los controles del AVE de la Estación de Sants. Un suceso que, además, está bajo investigación", han agregado las mismas voces. Las declaraciones llegan después de que trascendiera que los vigilantes de seguridad del hub ferroviario barcelonés dejaron pasar sin querer la maleta de una pasajera con la citada hebilla.

Atocha, desalojada

El presunto despiste, que deberán aclarar las pesquisas de los Mossos d'Esquadra y Adif, gestor de infraestructuras ferroviarias, tuvo un impacto de calado. Obligó a la policía autonómica a parar dos convoyes del AVE en Sants y a desalojar los andenes mientras registraban a todos los pasajeros presentes. No obstante, la viajera que transportaba el cinturón que causó la alerta ya había embarcado en un tren de alta velocidad anterior, por lo que el peinado de la policía catalana fue en balde.

La hebilla del cinturón que provocó la alerta antiterrorista en el AVE en Sants / CG

La hebilla del cinturón que provocó la alerta antiterrorista en el AVE en Sants / CG

Ello redundó en que los Mossos pasaran la alerta al Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado (Citco). Este organismo mixto activó a la Policía Nacional, que desalojó la Estación de Atocha de Madrid, hacia donde se dirigía la pasajera a bordo del AVE. Finalmente, el Cuerpo Nacional de Policía (CNP) interceptó a la viajera y la registró, cerciorándose de que ésta llevaba solo un cinturón con la hebilla sospechosa que había sido detectada en los escáneres de Sants. La falsa alerta terrorista terminó en ese momento y Atocha pudo volver a la normalidad entre una notable conmoción de los usuarios.