Menú Buscar
Pleno del Parlament reducido donde se han aprobado los presupuestos de la Generalitat de 2020 / JOB VERMEULEN

El Parlament aprueba unos presupuestos inútiles ante el coronavirus

Las cuentas, abocadas a una modificación inmediata, han salido adelante con los votos de JxCat y ERC, la abstención de los comunes y el rechazo de PSC, Cs, PP y CUP

6 min

Tal como estaba previsto, el Parlament ha aprobado, con los votos a favor de Junts per Catalunya y ERC, y la abstención de Catalunya En Comú-Podem, los presupuestos de la Generalitat para 2020,  que han quedado desfasados tras la pandemia del coronavirus y que aboca al Govern a enmendarlos mediante la aprobación de decretos ley que otorguen las partidas económicas suficientes a los sectores más afectados, como la sanidad y la economía. 

Una sensación agridulce, por tanto, para el vicepresidente económico, Pere Aragonès, que ha logrado sacar adelante el proyecto y evitar una tercera prórroga. Pero ni son suficientes, ni garantía de que dé paso a la convocatoria de elecciones catalanas, tal como anunció el presidente Quim Torra, que ahora se siente liberado de la promesa ante la crisis derivada de la pandemia.

"La primera piedra de la reconstrucción"

"Es evidente que las cuentas no tienen en cuenta el coronavirus, pero da muchos más instrumentos que los presupuestos prorrogados de 2017. Se tendrán que reorientar, pero siempre es mejor un nuevo presupuesto, con carácter expansivo, que es la primera piedra de la reconstrucción", ha dicho el dirigente republicano.

PSC, Ciudadanos y PP, que habían pedido a retirada del proyecto y reasignar partidas, han votado en contra. Los tres grupos han presentado sus planes de choque para hacer frente a la pandemia desde una negociación unitaria. Por su parte, numerosas entidades sociales han expresado su indignación ante unas cuentas que no revierten los recortes y que, a su juicio, blindan las privatizaciones. La cámara también ha aprobado la ley de medidas fiscales y financieras, conocida como la ley de acompañamiento.

Elevar el techo de gasto

Sin embargo, el vicepresidente Aragonès ha asegurado que era necesario aprobar las cuentas porque, de lo contrario, no se podrá aumentar el techo de gasto. Admitió que será necesario aprobar decretos ley para afrontar, por ejemplo, el gasto extra de 1.800 millones que, solo en el sector sanitario, ha provocado la Covid-19.

En la sesión plenaria, reducida y con voto telemático, se ha votado el dictamen de la Comisión de Economía y Hacienda, las enmiendas reservadas.​ José Maria Cano (Cs) ha pedido la reelaboración de los presupuestos, que “obligan a viajar al pasado, cuando los comunes colaron su modelo fiscal desastroso y que sirvió como el primer acto de precampaña para ellos, para Junts per Catalunya y ERC”.

"Presupuestos estériles"

Por parte de PSC-Units, Alícia Romero, ha dicho que, ya en el debate de la enmienda a la totalidad, se avisó de que llegaban tarde y que eran insuficientes en lo social. Tras la irrupción del coronavirus y la crisis sanitaria consiguiente, “nuestra mirada no puede ser la misma que la que teníamos en febrero. La aprobación de los presupuestos no son necesarios y tendrán que ser modificados al minuto uno. Son unos presupuestos estériles”.

La presidenta de Catalunya en Comú-Podem, Jéssica Albiach, ha apostado por la aprobación de los presupuestos, que su grupo pactó con el Govern, porque contempla un modelo fiscal progresivo. Y porque "de lo contrario, se tardaría un año en tener unas cuentas nuevas". No obstante, ha reprochado a Quim Torra su estrategia de confrontación contra el Gobierno español que apoyan los comunes.

"Rescatar el capital o salvar a los desfavorecidos"

La diputada de la CUP Maria Sirvent ha rechazado unos presupuestos "caducos y abocados a la modificación". Ha criticado que el proyecto dedique el grueso del gasto a pagar la deuda y, pese a ello, sera apoyado por los comunes. Sirvent avanzó el voto en contra de un proyecto que, dice, penaliza al trabajador y no contempla una reforma fiscal valiente. "O rescatar el capital o salvar a los más desfavorecidos, eso es lo que hoy debatimos", ha dicho.

Santi Rodríguez, portavoz del PP, también ha recordado que el proyecto se aprobó en febrero con previsiones de crecimiento de la economía y de empleo que ahora han caído con la pandemia. "Con el nuevo escenario, se necesita más política social, más impulso económico y menos procés", ha dicho el popular.

Las cifras de los nuevos presupuestos

Las cuentas de 2020 presentan un gasto no financiero y no finalista de 27.512 millones de euros, un incremento de 3.070 millones para retomar la inversión pública. Entre las medidas fiscales para obtener ingresos adicionales figuran la reforma del IRPF, Sucesiones, Transmisiones patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados. También se incluyen impuestos sobre la emisión de óxidos de nitrógeno producida por la aviación comercial, impuestos sobre grandes establecimientos comerciales, sobre estancias en establecimientos turísticos, sobre bebidas azucaradas envasadas y sobre pisos vacíos.

Por departamentos, Salud será el que reciba una mayor parte del presupuesto con 9.659 millones y un aumento del 10,4%, seguido de Educación, que crece 17,2%, hasta los 5.590 millones. Trabajo, Asuntos Sociales y Familias cuenta con 2.697 millones, un 16,8% más; y Empresa y Conocimiento con 1.456 millones, un 15,7% más.