Menú Buscar
Imagen de una mujer entrando en la comisaría de los Mossos d'Esquadra de Manresa (Barcelona) / CG

Vecinos de Manresa quieren a la Policía Nacional contra 'las manadas'

Cisma en el gobierno independentista de ERC y Junts per Manresa por la crisis social que ha dado pie a la cadena de violaciones grupales en la ciudad

16.07.2019 00:00 h.
7 min

De hacer escraches a la Guardia Civil a pedir a la Policía Nacional. Los vecinos de Manresa (Barcelona) piden la intervención del Cuerpo Nacional de Policía (CNP) contra las manadas. La última denuncia de violación grupal a una menor de 17 años en un edificio okupado del municipio ha colmado la paciencia de los residentes con el gobierno independentista de JxCat y ERC. Exigen que actúe el CNP por tener competencias en extranjería, "en coordinación con los Mossos d'Esquadra y la Policía Municipal".

Así lo verbalizó en conversación con este medio Maria Carme Carrió, presidenta de la asociación de vecinos les Escodines. "Llevamos un año y medio denunciando al ayuntamiento la okupación ilegal de viviendas --como en el que se produjo la presunta agresión sexual-- en el barrio. No se ha actuado como se debía, por lo que es el turno de las fuerzas policiales en coordinación, incluyendo a la Policía Nacional", explicó. ¿Se lo han pedido en persona al CNP? "Sí. Nos reunimos con ellos. Nos dijeron que harían lo que pudieran, porque las competencias en seguridad están perfectamente acotadas. Lo que queremos, precisamente, es que actúen las tres policías. También el CNP, ya que su mano en extranjería es necesaria en este caso", agregó.

"Esto es un polvorín"

Según Carrió, el barrio de les Escodines y su quincena de viviendas okupadas "es un polvorín". En su opinión, se ha llegado a un punto en el que "se pueden volver a producir violaciones en grupo no solo aquí, sino en cualquier punto de la ciudad". Ello es atribuible a un colectivo de personas que ha venido a residir a Manresa. "No queremos estigmatizar a nadie. Pero esta gente son gamberros. Fíjese que hay otras viviendas tomadas en las que viven familias migrantes y no hay ningún problema. Los que violan son una minoría criminal", denunció.

Ante ello urge, además de la triple actuación policial, una intervención social de calado. "Hablamos de que los servicios sociales actúen, y lo hagan de una vez por todas. Saben qué casas son las que están tomadas y qué problemas de convivencia hay con estas viviendas. Y ojo, no se trata de un problema de pobreza porque, de nuevo, hay domicilios con familias en situación de vulnerabilidad que no atacan a nadie, que no son manadas y no violan. Se trata de gamberros, de delincuencia que hay que atajar", avisa la líder vecinal.

Crisis en el gobierno 'indepe'

Fuentes de la oposición municipal han ahondado más en la vertiente política de la segunda agresión de una manada en Manresa perpetrada esta vez, presuntamente, por cuatro jóvenes --ya detenidos-- que ayer se negaron a declarar. "Ha coincidido la agresión sexual con el juicio por la anterior, que se produjo en una fábrica abandonada en la Zona Universitaria. No tiene nada que ver. Pero este último ataque ha abierto herida en el gobierno municipal", alertaron. ¿Cómo? "Por tres motivos. Uno, porque Marc Aloy (ERC), que ahora da la cara por el ejecutivo local, llevó la cartera de Urbanismo en el mandato anterior. ¿Qué hizo por la degradación de Escodines? Nada. Ni rehabilitaciones, no reformas ni nada. Dejó okupar a gusto", denuncian.

Desde el discreto anonimato, las mismas voces recuerdan que el republicano Aloy "será alcalde en un año", en junio de 2020, en virtud de un pacto con Junts per Manresa (JxM), a quien los primeros ganaron por 10 votos en las elecciones municipales del 26 de mayo. "JxM son la Convergencia de toda la vida, los botiguers. Tienen una perspectiva más dura contra el fenómeno okupa, lo que los separa de sus socios de gobierno (ERC)", han indicado. A ello se le une el descontrol en los empadronamientos en la ciudad. "La llamada acogida la lleva desde hace años Jamaa Mbarki el Bachir. En las últimas elecciones se convirtió en concejal de Vivienda y Nueva Ciudadanía y Cooperación. Tras el caos en los empadronamientos, con amaños a los que vivían en casas okupas, lo hacen concejal. Ello ha levantado llagas en el seno del bipartito", han alertado.

Piden Policía Nacional... en un feudo 'indepe'

Este cóctel de mala gobernanza ha generado una paradoja: los vecinos de uno de los feudos independentistas en Cataluña piden ahora que la Policía Nacional acuda al rescate contra las violaciones de las manadas. En los comicios locales del 26M, los tres partidos independentistas (ERC, JxM y Fem Manresa-CUP) cosecharon el 66% de los votos, 22 puntos más que la media autonómica (44,45%). En las europeas, JxCat y ERC arañaron también el 66% de las papeletas, un 17% más que en toda la autonomía catalana.

Cabe recordar que algunos de los escraches a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado más virulentos que se produjeron en 2017 y 2018, durante el ciclo más duro del procés en Cataluña, tuvieron lugar en Manresa. Ocurrió, por ejemplo, el 20 de septiembre de 2017; el 28 de septiembre del mismo año; el 2 y 3 de octubre y se repitió el 1 de octubre de 2018, primer aniversario del referéndum ilegal de independencia.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información