Menú Buscar
Roger Torrent, presidente del Parlamento catalán / EFE

Torrent aguanta: los votos de los diputados suspendidos de JxCat serán nulos

ERC y PSC han votado a favor de cumplir con el informe de los letrados, Ciudadanos se ha abstenido, mientras los neoconvergentes se resisten a designar sustitutos

09.10.2018 13:43 h.
4 min

El presidente del Parlament, Roger Torrent, ha aguantado la presión de Junts per Catalunya y ha sometido a votación el informe de los letrados, que avisa de que los votos de los parlamentarios suspendidos de Junts per Catalunya no serán válidos. ERC y PSC, con la abstención de Ciudadanos, han formado mayoría a favor de hacer cumplir el informe. No así JxCat.

La decisión de los republicanos de desmarcarse de la desobediencia de sus socios convergentes tiene lugar después del ultimátum lanzado minutos antes, en el que invocaban el dictamen de los servicios jurídicos y avisaban de que, con la ruptura, "Llarena gana". El acuerdo de la Mesa ha contado con tres votos a favor (ERC y PSC), dos en contra (JxCat) y dos abstenciones (Ciudadanos). Los socialistas catalanes han visto la oportunidad de apoyar a quienes están por la gobernabilidad en lugar del enfrentamiento perpetuo, y los han apoyado.

Respetar la Constitución

Los letrados advertían en su informe jurídico de que, si los votos de los diputados de JxCat suspendidos se ejercen por delegación, "no podrían computarse válidamente" y se podría incurrir en una "vulneración" del derecho de participación política del resto de diputados que reconoce la Constitución española.

ERC es muy consciente de la estratagema de JxCat para inhabilitar electoralmente a Torrent, hoy por hoy uno de los principales referentes del partido, ya que si líder, Oriol Junqueras, está en prisión preventiva.

roger torrent

El presidente del Parlament, Roger Torrent (d), habla con el letrado Xavier Muro / EFE

Junqueras y Romeva sí nombraron sustituto

Tanto Junqueras como Raül Romeva sí que designaron sustituto para mantener las mayorías, tal como apuntaba Llarena en su interlocutoria. Tanto JxCat como ERC sometieron a votación el pasado día 2 una iniciativa parlamentaria que iba en esa línea, pero los neoconvergentes decidieron no acatarlo y proclamar que sus diputados --Carles Puigdemont, Jordi Turull, Jordi Sànchez y Josep Rull-- "no están suspendidos".

"Basta de retórica y simbolismo de corto recorrido", añadía ERC en su ultimátum. Sin embargo, el sector duro de JxCat, al que pertenece el vicepresidente primero del Parlament, Josep Costa, ha optado por la ruptura a riesgo de perder la mayoría parlamentaria independentista.

La votación celebrada en la Mesa ha tenido lugar horas antes de que se reanude el Pleno del Debate de Política General, bloqueado precisamente a las hostilidades entre JxCat y ERC respecto a este asunto y que se cerró en falso la semana pasada.

En paralelo, la portavoz del Govern, Elsa Artadi, aseguraba tras la reunión del Consell Executiu que las discrepancias entre ambas formaciones por los diputados suspendidos "no afectarán a la estabilidad del Govern".

"Si hoy se acaban dando posiciones diferentes, no tiene por qué afectar a la acción del Govern", ha afirmado Artadi.