Menú Buscar
Lazo de velas creado por el independentismo en Lausana (Suiza) / TWITTER

Los independentistas se ponen 'creativos' en Suiza

Un grupo de secesionistas crea un lazo con velas en la plaza de Europa de Lausana

02.11.2019 19:53 h.
3 min

El independentismo más irredento no cesa en su insistencia para internacionalizar la causa procesista. Aprovecha cualquier oportunidad para realizar actos en otros países --sobre todo, europeos-- para visibilizar el nacionalismo catalán y Suiza es uno de los países en los que se han podido ver no pocas performances

La última ha tenido lugar en Lausana, ciudad del suroeste del país en la que un grupo de secesionisas han decidido usar uno de los símbolos más utilizados por el movimiento para mostrar a España como un país antidemocrático: el lazo amarillo

Lazo con velas

En el suelo de la céntrica plaza Europa de la ciudad han colocado centenares de velas para crear un lazo amarillo de unos 20 metros, en recuerdo de los políticos líderes del procés que han sido condenados por la intentona de ruptura iniciada con el referéndum ilegal del 1-O

Antes de que el secesionismo se apropiara de esta escalpela y de su color, el lazo amarillo se relacionaba, en España, con la espina bífida, una enfermedad rara que afecta a unas 19.000 personas en el país. Donde sí tiene un significado político este símbolo es en Italia, donde es usado en recuerdo a los prisioneros de guerra. 

Nacionalismo catalán en Suiza

El independentismo parece haberle cogido gusto a Suiza. No solo dos de las políticas relacionadas con la organización del 1-O se fugaron a este país --la cupaire Anna Gabriel y la republicana Anna Rovira--, sino que uno de los últimos informes elaborado por el Ministerio de Exteriores sobre la actividad de la delegaciones catalanas internacionales --denominadas por el independentismo como embajadas-- tiene a Ginebra como uno de los epicentros de la diplomacia secesionista.

independentismo suiza
Una librería en Zurich (Suiza) con libros y carteles del independentismo catalán / CG

Lausana, concretamente, fue una de las primeras ciudades extranjeras que visitó la consejera de Presidencia, Meritxell Budó, al acceder al cargo, donde se entrevistó con el delegado de la Generalitat en Suiza. También el expresidente catalán fugado, Carles Puigdemont, ha participado en diversos eventos en el país e incluso Cataluña recibió en 2017, en pleno apogeo indepe, a una delegación helvética para explicarles in situ los planes del secesionismo en Cataluña.