Menú Buscar
El coordinador nacional de ERC, Pere Aragonès, ante el consell nacional del partido / ERC

ERC exige unidad al independentismo para defender la amnistía y el referéndum

Aragonès pide no olvidar "ninguna trinchera" y asegura que "queda bien poco para que volvamos a conseguir la República catalana"

6 min

El coordinador nacional de ERC, Pere Aragonès, ha exigido este sábado al independentismo que abandone los "reproches" y que aproveche las próximas elecciones al Parlament para "acumular fuerzas" y llevar esta fortaleza a la mesa de negociación con el Gobierno.

Una negociación que, en su opinión, debe centrase en los "grandes consensos del independentismo": la amnistía de los dirigentes políticos condenados por el procés y la celebración de un referéndum secesionista.

Roces con JxCat por el "mediador"

Aragonès se ha posicionado de esta forma ante el consell nacional de ERC, una intervención en la que ha alertado del riesgo de que los independentistas entren "en una espiral de reproches" que "no haría avanzar al país" --en referencia a Cataluña-- y que "no es lo que quiere la gente que defiende la independencia".

Las palabras de Aragonès llegan en plena precampaña para las elecciones autonómicas anunciadas --sin fecha-- por el presidente de la Generalitat, Quim Torra, y tras una semana en que ERC y JxCat​ han evidenciado sus roces, esta vez sobre la figura del "mediador" que los posconvergentes exigen que haya en la mesa de diálogo y que los republicanos no ven como fundamental.

La mesa no es para la "gestión autonómica"

Este ha sido el primer consell nacional que han celebrado los republicanos desde que decidieron abstenerse y facilitar la investidura del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a cambio de la puesta en marcha de la mesa de negociación. Esta mesa, sin embargo, no debe servir, según Aragonès, "para ir a plantear cuestiones de gestión autonómica", sino para "resolver el conflicto político entre Cataluña y España".

Es por eso que ha defendido que el independentismo debe aprovechar las elecciones anunciadas por Torra para "revalidar, mejorar, ampliar y hacer mucho más fuerte la mayoría independentista" en el Parlament y ponerla "delante del Estado". Todo esto con el fin de que la mesa sea "el espejo del Estado" y que éste pueda ver a "esa sociedad catalana que no ha querido ver, que defiende poder decidir su futuro con dignidad y con libertad".

"Menos reproches y más trabajo"

En este contexto, Aragonès ha indicado en una alusión especialmente dirigida a JxCat, al apuntar que "no es la hora de los reproches" sino la hora de "trabajar": "menos reproches y más trabajo", ha aseverado. "Algunos de los que estamos aquí consideramos que hay que mirar la mesa con prudencia, porque conocemos cómo se comporta el Estado, pero también como una oportunidad", ha agregado el coordinador nacional de ERC.

En una clara alusión a JxCat, ha indicado que algunos han visto la mesa "con displicencia y con escepticismo excesivo", pero que hoy "son los primeros que defienden que hay que estar", algo que los republicanos "celebran". Porque, ha reiterado Aragonès, "las victorias de esta mesa de negociación no serán para patrimonializarlas desde ERC", sino para "ponerlas al servicio del país".

No olvidar "ninguna trinchera"

El dirigente de ERC ha instado a "defender" la amnistía de los condenados por el procés y el referéndum secesionista en todos los lugares, sin olvidar "ninguna trinchera". ERC considera que el independentismo debe "fortalecer" sus mayorías en torno a esos dos objetivos intentando sumar a todos aquellos que también defienden el referéndum como vía para "resolver" el conflicto en Cataluña.

"Cuando nacimos proclamamos la república y queda bien poco para que volvamos a conseguir la República catalana para todos, con grandes consensos", ha sentenciado.