Menú Buscar
El secretario general de la Crida, Antoni Morral, que asegura que el independentismo negocia para pactar una estrategia / EFE

La Crida se resiste a aceptar la desunión del independentismo

La formación que promovió Puigdemont redobla la presión sobre ERC, CUP y los sectores tradicionales de JxCat para pactar una estrategia “a corto plazo”

18.08.2019 12:38 h.
4 min

La Crida per la República rechaza el distanciamiento de las fuerzas independentistas que se ha hecho evidente en los últimos meses. Esta formación que promueve Carles Puigdemont ha insistido este domingo en que es “posible” que el soberanismo pacte una estrategia “a corto plazo”, tal y como declara su secretario general, Antoni Morral, a la agencia EFE.

Con la sentencia del juicio del 1-O y el segundo aniversario del referéndum ilegal en la agenda de otoño, el portavoz de este ámbito ha mantenido que en Cataluña hay “gente en la cárcel, en el exilio y un 155 que se nos aplica día a día de forma velada”. Los principales argumentos, según su punto de vista, para que JxCat, ERC y la CUP lleguen a un acuerdo.

Presión sobre los independentistas

La presión sobre estas tres formaciones por parte del entorno del expresidente catalán se redobla en un momento en que también está en el aire un posible nuevo adelanto electoral en Cataluña. Los republicanos vinculan los comicios a un nuevo fracaso en sacar adelante las cuentas públicas de la Generalitat de 2019, ya que implicaría recurrir a una prórroga por tercer año consecutivo. Con todo, es el presidente catalán, Quim Torra, el único que tiene potestad de convocarlo.

El vicepresidente de Economía, Pere Aragonès (ERC), ha hecho otro llamamiento curioso a los partidos de la oposición para sacar adelante el proyecto este fin de semana. Ha asegurado que serán los responsables de lo que ocurra en Cataluña si no apoyan los presupuestos y los nuevos recortes que se deban aplicar. Asimismo, ha reivindicado que el independentismo debe superar la unilateralidad y continuar con la búsqueda de apoyos internacionales para celebrar otro referéndum, esta vez con todas las garantías legales.

Unilateralidad

No es exactamente la misma estrategia que se defiende desde la Crida, más próxima a las tesis de la ANC que apuntan, precisamente, a la DUI. “El Estado está dispuesto a todo para evitar que el pueblo de Cataluña pueda ejercer el derecho a la autodeterminación”, ha declarado Morral.

El debate que propone el entorno de Puigdemont es el de “cómo seguir con el procés para hacer efectivo el mandato del 1 de octubre”. Morral reconoce que esta discusión “genera cierto desconcierto entre la ciudadanía” pero asegura que en estos momentos se aborda la cuestión. Ha asegurado que está en marcha un “diálogo para buscar la unidad estratégica” de los partidos.

Hacer efectiva la república

“Estamos en condiciones de que a corto plazo pueda haber una propuesta de acuerdo estratégico para seguir adelante”, ha declarado. Y este pacto “no es la gestión del poder autonómico sino la conquista del poder republicano”, la prioridad de la Crida. Para Morral, exedil de ICV, esta opción es “muy legítima”.