Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El 'conseller' de Interior, Miquel Buch, visita el centro de mando para el nuevo confinamiento de Lleida / INTERIOR

La Generalitat prevé que la reclusión de Lleida dure 15 días

El 'conseller' de Interior subraya que solo se puede entrar o salir de la comarca del Segrià por "causa de fuerza mayor o motivos laborales"

3 min

Desde la carretera de Alcarràs, donde se encuentra el centro de mando para gestionar el confinamiento perimetral del Segrià, en Lleida, Miquel Buch ha hecho un llamamiento a no bajar la guardia. "Continuamos estando en peligro frente a la pandemia", ha subrayado el titular de Interior, quien estima que las restricciones de movilidad se extenderán al menos durante 15 días, aunque dependerá de la evolución de los rebrotes por Covid-19.

El conseller ha recordado que solo se puede entrar o salir de la comarca por "causas de fuerza mayor", como una urgencia sanitaria, o por motivos laborales. Para ello ha pedido que los ciudadanos lleven encima el certificado de autorresponsabilidad para facilitar la labor de los 200 efectivos de Mossos d'Esquadra que controlarán los accesos mediante un perímetro de seguridad. 

Decisión correcta

Por su parte, el alcalde de Lleida, Miquel Pueyo (ERC), ha manifestado que no haber implementado estas restricciones tras los siete rebrotes detectados hubiese sido una actitud "imprudente y populista". Él conoció la decisión la conoció este sábado por la mañana, a través de la llamada de un miembro del Govern, y la ha acogido con "inquietud y lógica preocupación, por el presumible impacto que tendrá sobre las familias y la actividad económica" de la provincia. 

El primer edil ha reclamado prudencia a la población y ha anunciado que piscinas municipales, centros cívicos y ludotecas se mantendrán cerradas por precaución, mientras que los parques infantiles continuarán abiertos. "El ayuntamiento ha valorado dos prioridades: la defensa de la vida y la salud, y, por otro lado, nos preocupa mucho la capacidad de recuperación del mundo laboral y el tejido económico", ha señalado Pueyo. 

"El virus no se ha marchado"

Desde el consistorio piden comprensión y responsabilidad a los ciudadanos, así como extremar las medidas de higiene y precaución. Desde este mediodía están prohibidas las reuniones de grupos de más de 10 personas, y tampoco se pueden hacer visitas a residencias de ancianos. "El virus no se ha marchado, ya lo dijimos. Ahora tenemos que hacer un esfuerzo especial para doblegar esta curva de contagios", ha manifestado el alcalde. 

El juzgado de instrucción 4 de Lleida, en funciones de guardia, ha ratificado la petición de la Generalitat para recluir la comarca del Segrià, ya que corresponde a la Justicia autorizar las medidas que las autoridades consideren urgentes para la salud pública e impliquen privar o restringir la libertad u otro derecho fundamental.

Destacadas en Política