Menú Buscar
Ada Colau, alcaldesa de Barcelona, en foto de archivo / EUROPA PRESS

Colau y la teoría conspirativa sobre su 'cochazo' oficial

La alcaldesa de Barcelona tarda tres días en dar explicaciones sobre la adquisición de un SUV semieléctrico y lo hace con referencias a "una campaña mediática de la derecha"

2 min

La mejor defensa es un buen ataque. Aunque en el caso de Ada Colau, carece de munición argumental. La alcaldesa de Barcelona atribuye las informaciones de Crónica Global, de las que se hacen eco otros medios, sobre la adquisición de un cochazo en pleno coronavirus, a "una campaña de la derecha". Esto es, de los medios que son críticos con su gestión.

"Hay una campaña de la derecha con la que difunden que me he comprado un coche oficial: FALSO El Ayuntamiento está renovando toda su flota de vehículos de ALQUILER para sustituirlos x coches eléctricos o híbridos, incluido el coche de seguridad de alcaldía", ha escrito en su perfil de Twitter.

Colau ha tardado varios días en dar esas sucintas explicaciones. Este medio publicó el pasado día 23 que Colau había estrenado durante la pandemia del virus SARS-CoV-2 un Peugeot 3008 Hybrid4, un SUV semieléctrico cuyo precio de mercado no baja de los 47.000 euros. La primera edil ha cambiado el contaminante monovolumen Seat Alhambra en el que viajaba por este llamativo coche oficial.

La información, que se convirtió en tendencia en Twitter, obligó al equipo de gobierno municipal a dar una respuesta, que llegó al día siguiente. Según el consistorio,  el SUV está contratado a través de un sistema de renting y que su adquisición se enmarca en la política de "renovación del parque móvil" del ayuntamiento.