Menú Buscar
Jair Domínguez presenta junto a Toni Soler el programa 'Està passant' de TV3

Catalunya Ràdio ficha al ultra del "puta España" y a una 'indepe' que defiende quemar contenedores

Jair Domínguez y Juliana Canet coparán la franja nocturna de la emisora pública catalana con dos programas dirigidos al público joven

8 min

El radicalismo independentista, los insultos y el fomento del odio contra España y el constitucionalismo tienen recompensa en Catalunya Ràdio. Así lo demuestran dos de los últimos fichajes realizados por la emisora pública pagada por todos los catalanes: Jair Domínguez, presentador de TV3 célebre por sus violentos improperios en las redes sociales; y Juliana Canet, una joven hasta ahora asidua en varios programas de la cadena y de TV3 en cuyo currículum apenas destaca el hecho haber defendido la quema de contenedores durante las protestas contra la sentencia del procés.

Jair Domínguez presentará esta temporada el programa El Búnquer, que se emitirá de forma diaria de 22:00 h a 23:00 h. El espacio, presuntamente humorístico, se dirige a una audiencia joven y lo copresentará junto a Lluís Jutglar, alias Peyu, en su caso famoso por haberse grabado en vídeo quemando propaganda electoral de partidos constitucionalistas en plena jornada de reflexión el año pasado.

Juliana Canet, por su parte, copresentará el programa Adolescents XXL --destinado, también, al consumo de los jóvenes catalanes--, y se emitirá justo a continuación del anterior: de lunes a viernes de 23:00 a 00:00 h. Roger Carandell será su director y su equipo lo completan Marta Montaner, Cèlia Forment Bori, Bru Esteve, Joan Grivé y Meritxell Deulofeu.

A su vez, Domínguez y Canet cuentan con importantes plataformas en TV3, la televisión pública catalana. El primero presenta el espacio de supuesta sátira política diario Està Passant junto al empresario televisivo Toni Soler y la segunda es colaboradora del magazine diario Tot es Mou.

No hablar catalán, "de tontito o mala persona"

Todo ello evidencia que los insultos y comentarios violentos de determinados referentes mediáticos del independentismo en entrevistas y redes sociales no sólo no pasan factura, sino que son premiados en los medios de comunicación públicos en manos de la Generalitat. Domínguez cuenta con un largo historial de exabruptos que, en cualquier otro lugar, le incapacitarían para ser un referente de sus medios públicos (y también privados). Hace un par de semanas, sin ir más lejos, consideró "de tontito o mala persona" no hablar catalán en Cataluña.

"Que pongan titadine en la mesa de diálogo"

Improperios de este estilo, y otros peores, son habituales en su perfil de Twitter, desde donde ha jaleado las acciones de los CDR y alardeado de su participación en los cortes de carretera de la plataforma ultranacionalista Tsunami Democràtic.

De la radicalidad e intolerancia de Domínguez dan muestra también otros comentarios como cuando, a finales de febrero, se mostró partidario de "que pongan titadine en la mesa de diálogo" entre el Gobierno español y el autonómico en una entevista al digital Vilaweb.

"Nos importa una mierda España"

Domínguez es, básicamente, conocido por hispanofobia, con comentarios tales como "puta España", "nos importa una mierda España" o "lepra unionista" en sus redes sociales. En las mismas ha insultado a dirigentes políticos constitucionalistas como Inés Arrimadas (Cs), de quien sugirió "que alguien le tire un cubo de mierda por la cabeza" o Enric Millo (PP), al que calificó de "gusano".

Imagen de archivo de una pancarta independentista en la sede de TV3 / CG
Imagen de archivo de una pancarta independentista en la sede de TV3 / CG

"La república se contruye con sangre y fuego"

Meses antes de eso, en marzo de 2018, Domínguez publicó otro mensaje en su perfil de Instagram en el que sostenía que "habrá muertos y será terrible porque, en el fondo, no nos gusta la violencia. Pero nos han llevado al límite y ahora por fin hemos descubierto que la república no se construye con lacitos y manifiestos, sino con sangre y fuego". Este comentario lo publicó el 24 de marzo de 2018. Y no ha sido obstáculo para, que en todo este tiempo, haya seguido siendo una de las estrellas de TV3.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Jair Dominguez (@jairdominguez_) el

Canet: "El puto pacifismo no sirve de nada"

Juliana Canet, por su parte cuenta entre sus méritos para trabajar en la radio pública dirigida por Saül Gordillo, su férrea defensa de la quema de contedores durante las protestas contra la sentencia a los políticos del procés de octubre de 2019.

"Sí, sí, sí, sí. Fuego, contáiners y más cosas si es necesario", afirmó esta youtuber de 21 años cuando se le preguntó al respecto en una entrevista a El Nacional. "Se ha demostrado que el puto pacifismo no sirve de nada, aunque no hablo de ir poniendo bombas, porque no quiero que muera nadie, pero sí pienso que tenemos que cambiar de estrategia urgentemente y hacer alguna cosa puta diferente", añadió.

Horrorizada por "el castellano"

A la joven, además, le produce un enorme espanto que en el futuro sus hijos puedan hablar en castellano: "Mis niños serán la primera generación que hablará en castellano todo el rato, aunque yo les hablaré en catalán siempre, y eso para mí ya es una idea devastadora y te da pistas de cómo estaremos", sostiene.

La semana pasada, al igual que Domínguez, esta estudiante también coqueteó con el "Puta España", tan del gusto al parecer de algunos de los presentadores de la radio y televisión públicas pagadas por todos los catalanes.

A estos dos rutilantes fichajes de Gordillo se suman otros como el de Laura Rosel como sustituta de la polémica Mònica Terribas al frente del magazine matinal El Matí de Catalunya Ràdio. Rosel fue la presentadora del programa de debate político FAQs de TV3, de claro sesgo ultranacionalista, y en el cual llegó a presentar luciendo una camiseta con la figura del prófugo Carles Puigdemont.