Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La periodista María Patiño / MEDIASET

Guerra abierta entre Alexia Rivas y María Patiño

La exconcursante de 'Supervivientes' critica el compañerismo y la edad de la presentadora de 'Socialité'

3 min

Alexia Rivas ha hecho las paces con Marta López, pero ha salido más guerrillera que nunca de Supervivientes. Sino que se lo digan a Carlos Alba de quien cuestiona la fidelidad que tiene con su mujer. O a María Patiño.

La que fuera colaboradora de Socialité se ha marcado una portada de revista a la salida del reality y ha puesto a caer de un burro a quien fue su jefa. La ha acusado de ser mayor y de llegar sólo una hora antes al programa en clara voluntad de criticarla como mala compañera.

Respuesta airada

Obviamente la gallega no ha dudado en entrar al trapo y subrayar que ella llega “una hora antes a Socialité, media hora antes a Sálvame y dos horas antes al Deluxe, pero tendrá que preguntarse si vengo con los deberes hecho o no”.

La cosa no se ha quedado allí, a los ataques sobre su edad recuerda: “Tengo 20 años más que ella, pero yo a su edad ya había presentado y había logrado encontrar el amor de mi vida. Yo ya había logrado encontrar mi hueco en la profesión, aunque todavía me queda mucho por aprender".

Carreras comparadas

Patiño asevera que Rivas habla de la edad porque cree que le duele cumplir años por el hecho de que se ha sometido a varias operaciones estéticas, pero advierte que “a nivel personal no me conoce, como yo a ella tampoco, pero yo a nivel profesional sí la conozco”.

“A ella le han exigido meterse en una piscina [en alusión a la portada de la revista] y a mí contar lo que sé”, sentencia, antes de lanzar una pulla a la publicación: “Le hacen ocho preguntas sobre María Patiño, una sobre Marta López y muy por encima sobre Alfonso Merlos, ¿qué curioso, no?".

Grabaciones

Denuncia que la ya exconcursante de Supervivientes “tiene grabados a compañeros de profesión con la intención de hacer daño al programa, a la productora y a la cadena”. Unas grabaciones que “en su día dio a entender, hablando con compañeros de esta casa y de fuera de esta casa, que el director de Socialité le había presionado y obligado para que hablase públicamente de su relación con Alfonso”, asegura.

“Ella tiene un problema, y es que pone muchas denuncias porque se siente acosada. Conmigo sabe que ha podido contar cuando ha tenido esas problemáticas, pero la justicia no le ha dado la razón", concluye.