Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Níspero en su árbol / gi8mail en PIXABAY

Níspero: características, beneficios y dos recetas de esta peculiar fruta

En primavera, sobre todo en el mes de mayo, es cuando se encuentra en su mejor momento

Victoria Herrero
6 min

El níspero es un fruto mediano que nace del árbol del mismo nombre y que tiene un aspecto anaranjado y carnoso. Una fruta exótica desconocida por muchos en el mercado, pero que ahora en pleno mes de mayo se encuentra en su mejor momento para degustar un placer dulce, pero con un toque ácido. Incluso en el mes de junio todavía se pueden encontrar los más tardíos. 

Los nísperos proceden del sudeste asiático y al comienzo en Europa no se consumía este fruto, sino que su árbol era usado como ornamental en el siglo XVIII que era cuando vino de Japón. Ya en el siglo XIX en los países mediterráneos se empezaron a comer los nísperos de manera regular. Un fruto que en España se conoce sobre todo gracias a dos de sus variedades: Tanaka y Algerie

Propiedades saludables

Este fruto es rico en vitaminas (sobre todo A, B y C) y minerales como potasio, sodio, hierro, zinc, magnesio, fósforo, selenio y calcio. Trasladado a un plano nutricional, comer esta fruta hace que, por ejemplo, se ayude a regular los niveles de presión arterial, actúe como laxante natural, proteja la membrana mucosa del colon, además de ser un estupendo antioxidante para el organismo. Pero hay más, uno de sus elementos (la pectina) resulta saludable a la hora de reducir los niveles de colesterol en sangre. 

Dicho esto, es un alimento perfecto para aquellas personas diabéticas (para reducir los niveles de glucosa en sangre), las que padecen sobrepeso (gracias a su alto contenido en agua), los que sufren digestiones pesadas o en casos de afecciones respiratorias. Todo un cóctel de salud que también ofrece una ayuda para eliminar toxinas.

Consejos en la compra

Cuando uno vaya a la frutería es bueno tener en cuenta ciertos consejos. Así pues, la primera recomendación es decantarse por aquellos que presentan rayas y tienen un color anaranjado más intenso ya que son los mejores y, una vez en casa, comerlos cuanto antes ya que es una fruta bastante perecedera o bien, si no hay llegado su punto óptimo, dejarlos madurar dos días a temperatura ambiente. También es aconsejable no consumir nísperos con piel

El níspero pertenece a la misma familia que las ciruelas, las manzanas o las cerezas y suele formar parte de macedonias, mermeladas o conservas. Estas son algunas de las recetas que se pueden elaborar con el níspero como ingrediente principal pero hay más ya que, además, se puede emplear como base para ensaladas, postres o para dar vida a salsas y aliños de lo más originales.

Magdalenas de nísperos

Una forma de consumir esta fruta es preparar unas sencillas magdalenas, perfectas para el empezar el día. Para esta receta se necesita harina, azúcar, huevos, mantequilla, nísperos, yogur natural, una pizca de sal, un sobre de levadura y esencia de vainilla. Teniendo todos los ingredientes, lo primero es pelar y cortar en trozos la fruta antes de caramerizarla con agua y azúcar. Tras este paso, se trituran para hacer una especie de mermelada. 

Por otro lado, en un bol se añaden el resto de los ingredientes salvo la mantequilla que se unirá posteriormente a la masa después de haberla fundido en lel microondas, así como la mermelada que ya se había preparado previamente. Por último, se reparte todo en unos pequeños moldes solo hasta la mitad ya que en el horno doblarán su tamaño y se precalienta este electrodoméstico antes de meterlos dentro. Una vez en la bandeja, la temperatura marcará 180º hasta las que las magadalenas estén listas en 20 minutos. 

Magdalenas que pueden hacerse con nísperos como ingrediente principal / ejuneolgac en UNSPLASH
Magdalenas que pueden hacerse con nísperos como ingrediente principal / ejuneolgac en UNSPLASH

Una receta salada

Si antes se ha dado una receta para hacer un postre, ahora llega el turno de un plato salado con los nísperos también como absolutos protagonistas del mismo. En este caso de trata de elaborar esta fruta a la plancha y rellena de queso con almendras. Un perfecto aperitivo para sorprender a toda la familia y que no resulta complicado de hacer. Pero, para ello se necesita, además del fruto, leche, almendra laminada, queso cremoso, aceite de oliva, sal, pimienta blanca, azúcar y brotes verdes. 

Lo primero es lavar, pelar y quitar el hueso de los nísperos, además de cortarlos a la mitad y reservarlos. A continuación, en un bol se incorpora la leche y el queso y se salpimienta antes de remover con una varilla para obtener una base cremosa. Se vuelve a los nísperos que se harán en una plancha o sartén con una gota de aceite y azúcar por ambos lados. Y poco más para terminar la receta: rellenar su interior con la crema y decorar con la almendra laminada y los brotes verdes.