Motín de los trabajadores de la Agencia de la Transparencia metropolitana

La plantilla pide a los responsables de recursos humanos que aparten a la directora, Gemma Calvet, por el trato recibido

Gemma Calvet, directora de la Agencia de la Transparencia metropolitana de la que se quejan los trabajadores, junto a Eloi Badia / AMB
14.04.2019 00:00 h.
5 min

Los trabajadores de la Agencia de la Transparencia del Área Metropolitana de Barcelona (AMB) han solicitado a los responsables de recursos humanos de la institución que actúen ante lo que aseguran que es una “falta de respeto, indicaciones contradictorias y presiones excesivas” de la directora del departamento, Gemma Calvet.

Así lo indica la solicitud que también ha sido remitida al director del área de Presidencia de la Administración, Salvador Milà, que ha cursado la sección sindical de CGT. Los representantes de los trabajadores acusan a la letrada de “socavar la salud” de los empleados y reclaman a los responsables políticos de la AMB que protejan la “integridad física y moral de las personas a su cargo” y que se “priorice su privacidad ante intromisiones no admisibles”.

Director de planificación estratégica

Señalan que son habituales las “broncas” de Calvet, que incluso llega a “meterse en la vida privada de los trabajadores”. La directora de la Agencia de la Transparencia y sus portavoces han declinado comentar el conflicto laboral que se ha generado en el departamento.

La plantilla exige a los representantes de BComú que repitan la medida que aplicaron al director del Área de Planificación Estratégica de la AMB, Francesc Magrinyà, hace tan sólo un mes. A este alto cargo del partido de Ada Colau, que también es concejal del distrito del Eixample en Barcelona, se le prohibió tener ninguna relación con los trabajadores de su ámbito de referencia en la institución supramunicipal al “quedar probado que les estaba maltratando”, señalan los delegados sindicales de CGT.

Persona interpuesta para las relaciones laborales

El gobierno de la AMB nombró a una persona interpuesta que ejerce desde ese momento de enlace entre Magrinyà, que mantiene su cargo directivo, y el personal del área. Los representantes de los trabajadores exigen que se haga lo mismo en la Agencia de la Transparencia y lamentan que, tras una semana desde que se interpuso la solicitud, nadie les ha respondido.

CGT también advierte en su escrito de que “no admitirá” que “no se inicien actuaciones por la renuncia de alguna persona directamente afectada”. Hace referencia de esta forma, sin nombrarla directamente, a una trabajadora que había ejercido de secretaria de Calvet y que ha solicitado a través del comité de empresa de la AMB un traslado de destino. Tanto CCOO como UGT también se han implicado en la gestión de este caso en concreto.

Mandato de Calvet

Desde CGT también se advierte de algunas decisiones polémicas de la dirección de Calvet en la Agencia de la Transparencia metropolitana. Señalan de forma directa la más controvertida, el traslado de la oficina desde el edificio de la Zona Franca a un piso situado en la calle Madrazo de Barcelona.

Los representantes de los trabajadores indican que se les comunicó que de esta forma su trabajo estaba menos expuesto a injerencias del resto de directivos de la AMB. Aunque critican que la directora es la principal beneficiada porque su puesto de trabajo está ahora más cerca de su domicilio particular.

Propuesta como Síndica de Greuges

CGT señala que ha trasladado el conflicto laboral que se vive en la Administración a la CUP. Este partido ha propuesto a Calvet como candidata a Síndica de Greuges, ya que Rafael Ribó tiene el cargo vencido, y la letrada lo ha aceptado a través de las redes sociales.

El sindicato manifiesta que el trato que ha dado a los empleados de la AMB la invalida para ocupar esta responsabilidad.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información