Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Residuos plásticos de Coca-Cola y otras marcas / GREENPEACE

Coca-Cola encabeza otro año el ranking de contaminación por plástico

Un informe confirma por tercera vez la primera posición de la marca, mientras ecologistas y expertos lamentan que no haya habido "ningún avance"

4 min

Por tercer año consecutivo, Coca-Cola vuelve a liderar el ranking de empresas que más contaminación generan con sus envases de plástico. Pepsi y Nestlé completan el podio, según un informe publicado por la unión de organizaciones verdes Break Free From Plastic.

Esta auditoría se realiza cada año con 15.000 voluntarios de 55 países de todo el mundo que recogen basura de playas, ríos, parques y otros entornos naturales contaminados. Este año se han retirado 346.494 trozos de plástico, de los cuales el 63% estaba etiquetado y era atribuible a alguna marca.

‘Ningún avance’

De todos estos plásticos, 13.834 llevaban una etiqueta de Coca-Cola, casi el 4% del total mundial y más que todos los envases de Pepsi y Nestlé combinados. Pero lo peor, según expertos como la investigadora Ethel Eljarrat, es que “no hay ningún avance en estos últimos dos años a pesar de todas las medidas que dicen que se toman para reciclar”.

Eljarrat, que es científica del Instituto de Diagnóstico Ambiental y Estudios del Agua del CSIC y especializada en el impacto de este tipo de contaminación, asegura que pese al efecto en el medio ambiente, “la producción de plástico incluso sigue aumentando”. Además, acusa a Coca-Cola de no llevar a cabo su compromiso de aumentar el número de envases reutilizables.

La versión corporativa

Al ser consultada por Crónica Global, Coca-Cola argumenta que sí está tomando medidas: “Ya tenemos envases hechos con plástico 100% reciclado en 18 mercados alrededor del mundo, entre ellos España”. La empresa destaca, además, que el 20% de su portafolio mundial de productos viene en envases rellenables. Por otro lado, la inversión de la multinacional “en proyectos de innovación y ecodiseño para hacer envases más sostenibles” fue de 180 millones de euros el año pasado.

En paralelo, la marca eliminó en 2019 las anillas de plástico que agrupaban los packs de latas de 33 centilitros de Coca-Cola Sabor Original, Zero y Fanta de Naranja. Se calcula que este tipo de residuos causan más de un millón de muertes de animales marinos cada año. Según la marca, su planta en Barcelona ha recibido una inversión de 2,6 millones de euros para instalar una máquina que agrupa las latas con cartón reciclable, en vez de las anillas de plástico, en una iniciativa similar a la que ha impulsado Estrella Damm, que ya vende todas sus latas de cerveza con anillas de cartón biodegradable.

Críticas ambientalistas

Muchos grupos ecologistas consideran, sin embargo, insuficientes los compromisos de Coca-Cola de convertir su empaquetado en 100% reciclable de cara a 2025 y reciclado al 50% en 2030. Greenpeace incluso ha sacado un vídeo este mes en el que llama a “prohibir la botella” y desafía a la marca: “¿Y si las botellas de Coca-Cola llevaran el nombre de los pájaros que matan?”

 

Desde el IDAEA-CSIC, Eljarrat esgrime además que, aunque empresas como Coca-Cola cumplieran sus compromisos en esta materia, "lo único que se conseguiría sería reducir un 7% la emisión de plásticos”. Por ello cree que la solución no pasa solo por reciclar el plástico, sino por reducir su producción, buscar alternativas más sostenibles y que los gobiernos legislen para marcar un camino que un grupo empresarial. Sentencia que no se consigue superar este impacto nocivo al planeta con una medida empresarial aislada.

Destacadas en Business