Menú Buscar
Una foto de archivo de Whatsapp con muchos mensajes

Whatsapp fue el informador a tiempo real del atentado en Barcelona

La plataforma móvil viralizó contenido minuto a minuto que sucedía en el centro de la capital catalana, así como bulos y cadenas

5 min

El atentado ocurrido este jueves en Las Ramblas de Barcelona ha demostrado que la colaboración ciudadana se ha convertido en un actor principal con la llegada de las tecnologías.

Twitter y Facebook han sido fundamentales para que los ciudadanos o visitantes de la capital catalana pudieran informar de su estado de salud a sus familiares y amigos

Twitter, en especial, ha sido la fuente oficial utilizada por la policía para informar a los ciudadanos de cómo actuar y qué fuentes oficiales seguir para conocer el protocolo de actuación.

Aun así, Whatsapp ha sido la plataforma en la que se han viralizado todo tipo de contenidos y a través de la cuál los afectados en la zona han podido informar a medios de comunicación y policía sobre su estado y su localización.

La aplicación móvil ha sido la utilizada para difundir la petición ciudadana de los Mossos d’Esquadra para encontrar el segundo vehículo que las autoridades buscaban. Una furgoneta blanca modelo FIAT, matrícula 7082JWD.

Del mismo modo, se ha conocido el atropello a una agente de los Mossos d'Esquadra en la Diagonal de Barcelona cuando un posible sospechoso ha intentado evitar un control policial que cortaba la salida de la ciudad, y que finalmente, ha fallecido abatido por un policía.

Periodismo ciudadano

Whatsapp también ha sido la plataforma en la que todos los vídeos han corrido como la pólvora. Vecinos de la zona afectada han grabado el despliegue policial tras el atentado desde sus balcones, ventanas y terrados. Los testigos de lo sucedido también sacaron sus móviles para grabar las escenas de desolación y heridos en el suelo, algunos de ellos con contenido muy explícito de las víctimas 

Además, los Mossos también han pedido evitar la difusión de estos vídeos por respeto a las víctimas y a sus familiares que podían todavía desconocer que sus seres queridos estaban implicados en el atentado.

Del mismo modo, se han divulgado las primeras fotografías de los sospechosos, su aparencia física y la ropa que vestían.

Bulos

Aun así, Whatsapp también ha sido víctima de bulos y cadenas de copia y pega que han esparcido informaciones falsas que pretendían alarmar a los barceloneses.

La difusión de este tipo de contenidos se ha convertido en viral cuando los usuarios han recibido alertas de sus más allegados informándoles sobre situaciones o hechos que no eran reales, pero que eran muy difíciles de diferenciar de los verídicos.

Frente a un colapso total de información, de la que la mayoría se desconocía la fuente original, los mensajes instántaneos han conseguido sembrar el pánico entre personas que no estaban potencialmente en peligro.

Una de las informaciones más peligrosas de gestionar han sido las cadenas de mensajes en las que se mencionaba a Mossos d’Esquadra como fuentes de información fiables.


“Tengo un amigo Mosso” o “fuentes policiales informan” han sido las frases más repetidas y que han dado paso a muchas cadenas falsas.

Otro de los bulos más comentados ha sido la presencia de los militares en las Rondas, con fotografías que han circulado por la mayoría de teléfonos móviles a través de chats en grupo. Fotografías que, sin duda, pertenecían a otras fechas y lugares en los que el ejército había ocupado las carreteras catalanas o, incluso, vías de otras comunidades autónomas.

          

Destacadas en Vida