Menú Buscar
Luca de Meo, presidente de Seat, en una imagen de archivo / VW

Seat, ante los bloqueos de los CDR: "El grupo tiene otras opciones en Europa"

Luca de Meo advierte de que le "inquieta" que "porque se corte una carretera, tengamos que parar la planta"

5 min

Los bloqueos y sabotajes de infraestructuras llevados a cabo en las últimas semanas por grupos independentistas alteran el normal funcionamiento de una de las principales fábricas del país. El presidente de Seat, Luca de Meo, ha reconocido su temor ante esta situación al apuntar que no le "inquieta" que Cataluña se pare por las protestas contra la sentencia del procés, pero sí que los cortes de carretera les obliguen a paralizar su fábrica de Martorell, de la que depende el trabajo de miles de familias.

"Lo que nos inquieta no es que se pare el país, sino que, porque se corte una carretera, tengamos que parar la planta. Esto afecta a la operativa", ha reconocido De Meo en una entrevista al diario La Vanguardia. El directivo ha indicado que "si esto sigue, el grupo tiene otras opciones", ya que dispone de otras plantas en casi toda Europa.

Pérdidas millonarias por el paro independentista

El directivo, que esta noche recoge el premio al empresario del año por Foment del Treball, ha explicado que Seat decidió cerrar "por prudencia" la planta de Martorell durante el paro nacionalista convocado por sindicatos minoritarios independentistas el pasado 18 de octubre. "No sabíamos si todas las piezas iban a llegar y también porque nos podíamos encontrar con 6.000 personas esperando a que arrancara la línea", ha indicado. Un hecho que provocó un daño económico de "decenas de millones de euros".

De Meo reconoce que, aunque la inestabilidad no es específica de Cataluña, a los inversores les asusta, y la imagen que se está proyectando de los acontecimientos de Cataluña en el exterior "no ayuda".

"El grupo tiene otras opciones"

El presidente de Seat ha indicado que, aunque parece que ahora todo va perfecto en Seat, la situación siempre es frágil: "Mi trabajo es demostrar que no pasa nada operativamente, pero si esto sigue, el grupo tiene otras opciones, dispone de plantas en casi todos los países de Europa. Ese es mi miedo. No es una queja ni una advertencia, sino un estado de ánimo".

En su opinión, no tiene sentido que miembros del Govern viajen a Alemania para tratar la situación de Seat con representantes del grupo Volkswagen, porque les van a decir que "me llamen a mí, y para eso tienen mi número de móvil".

"Tenemos buenos resultados"

"Algunos creen que mi trabajo consiste en ir a Alemania a mendigar dinero", ha añadido De Meo, destacando que Seat se autofinancia desde hace cuatro años. La compañía obtuvo el año pasado un beneficio récord después de impuestos de casi 294 millones de euros, un 4,6 % más que en 2017, hecho que los convierte en los mejores de su historia, mientras que su volumen de negocio roza los 10.000 millones.

"Afortunadamente, tenemos buenos resultados económicos y yo he peleado duro para convencer al grupo de que tenemos una gran calidad y tecnología para atraer buenos productos", agrega.

Primer inversor industrial de España

De Meo destaca también que Seat representa el 4 % del PIB de Cataluña y el 12 % de las exportaciones, además de ser el primer grupo inversor industrial de España, con 1.200 millones de euros sólo en 2018.

El directivo recibirá esta lunes el premio al Empresario del Año que concede la patronal catalana Foment del Treball, en un acto al que se prevé que asista el presidente de la Generalitat, Quim Torra, y tres ministros del Gobierno español.