Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
En el Parlament ha comenzado la cuenta atrás para investir al futuro presidente de la Generalitat tras las elecciones catalanas del 14 de febrero / EFE

El juicio de los exmiembros de la Mesa del Parlament por el 1-O empezará el 21 de julio

Los acusados afrontan peticiones de condena de inhabilitación por desobediencia al permitir la tramitación de iniciativas a favor del referéndum en contra de la prohibición del Tribunal Constitucional

2 min

Los exmiembros de la Mesa del Parlament, acusado de desobediencia por tramitar iniciativas a favor del referéndum del 1-O, serán juzgados a partir del 21 de julio.

La vista oral se había pospuesto debido a la pandemia del coronavirus, pero “una vez levantados los plazos suspendidos por motivo del estado de alarma”, explica la sala Civil-Penal del TSJC, se ha acordado fijar el juicio para los días 21, 22 y 24 de julio.

 

 

El juicio de los exmiembros de la Mesa del Parlament por el 1-O empezará el 21 de julio / CG

Se trata de los exmiembros de la Mesa Anna Simó, Lluís Corominas, Ramona Barrufet y Lluís Guinó, de Junts pel Sí, así como el de la exdiputada de la CUP Mireia Boya, acusado de desobediencia por permitir acusados de permitir que se debatieran en la Cámara resoluciones a favor del referéndum de autodeterminación, a pesar de que el Tribunal Constitucional les había advertido expresamente que tenían la obligación de impedir cualquier iniciativa que supusiera eludir sus mandatos.

La Fiscalía pide para cada uno de los acusados penas de hasta un año y ocho meses de inhabilitación, así como una multa de 10 meses con una cuota diaria de 100 euros por un delito continuado de desobediencia grave.