Menú Buscar
El 'exconseller' de Presidencia Jordi Turull (d), y Josep Rull (c) 'exconseller' de Territorio, durante una sesión del juicio del 'procés' de los independentistas en el Tribunal Supremo / EFE

Los independentistas recuperan la mayoría absoluta en el Parlament

Las renuncias de Sànchez, Rull y Turull y su sustitución por diputados con plenos derechos permiten a JxCAT, ERC y la CUP sumar más del 50% de los votos

17.05.2019 20:33 h.
2 min

Los partidos independentista han recuperado la mayoría absoluta en el Parlament de Cataluña después de que los diputados de Junts Per Catalunya (JxCAT) Jordi Sànchez, Josep Rull y Jordi Turull hayan formalizado este viernes la renuncia a su escaño tras haber sido elegidos diputados del Congreso en las pasadas elecciones generales del 28A.

Los tres dirigentes no habían sido reemplazados por su partido en la cámara catalana desde que entraron en prisión preventiva por el procés, de manera sus escaños vacíos impedían hasta ahora a la suma de partidos independentistas tener la mayoría absoluta. El Parlament tiene 135 escaños, pero desde el verano del año pasado cinco de ellos no podían votar: además de los tres ya citados, el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont y el exconsejero de Salud Toni Comín. Lo cual propiciaba hasta ahora un empate a 65 entre el bloque independentista --ERC (31), JxCAT (30) y la CUP (4)-- y el no independentista: Cs (36), PSC (17), Comuns (8) y PP (4).

El empate es bloqueo

Según el reglamento del Parlament, cuando las votaciones dan empate, tienen que repetirse y, si el empate no se deshace, las iniciativas se rechazan, lo que a la práctica suponía una situación de bloqueo para la Cámara.

En sustitución de los tres líderes de la formación postconvergente entrarán ahora como diputados en la cámara catalana con plenos derechos el consejero de Interior, Miquel Buch, Elena Fort y Josep Puig. La hasta ahora consejera de Cultura, Laura Borràs, que también fue elegida diputada en las pasadas generales, será sustituida por Glòria Freixa.

En los últimos diez meses, los dos partidos que sustentan al Govern en la Cámara han llegado a perder casi un centenar de votaciones y han tenido que retirar leyes del orden del día por temor a que fueran rechazadas.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información