Menú Buscar
La Guardia Civil acusa a los Mossos d'Esquadra de ayudar y proteger a investigados por 1-O

La Guardia Civil insiste en la inacción de los 'mossos d'esquadra' el 1-O

Según la Benemérita, el mayor, Josep Lluís Trapero, trató de enmascarar su desobediencia al TSJC

2 min

Un nuevo atestado de la Guardia Civil entregado ante la juez Carmen Lamela de la Audiencia Nacional trata de explicar, con vídeos y declaraciones, cómo el jefe máximo de los Mossos d'Esquadra, el mayor Josep Lluís Trapero, intentó enmascarar su desobediencia ante la orden de evitar la celebración​ del referéndum del 1-O con instrucciones que, supuestamente, explicaban a los agentes autonómicos la forma de actuar durante las horas anteriores a la cita electoral.

"En la práctica", según el atestado de la Guardia Civil, adelantado por la SER, "lejos de cumplirse [las órdenes de Trapero] derivaron en una inacción flagrante debiendo ser las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado las que tuvieron que actuar activamente para evitar la celebración del referéndum, pero con imposibilidad de disponer ni de efectivos suficientes ni de abarcar todo el territorio catalán".

Obstaculizar

"En las actuaciones llevadas a cabo por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado", continúa el informe, "se puso claramente de manifiesto que la labor de los mossos pasaba por no actuar y, en todo caso, llegar a obstaculizar la actuación de aquellas otras policías".

"Y esa realidad es evidente que no pudo recaer en la voluntad individual de los agentes, sino que más bien respondió a un plan premeditado para evitar actuar y que no podía más que proceder del jefe de los Mossos, Josep Lluís Trapero, y en conexión directa con los miembros del comité estratégico, recuérdese, Carles Puigdemont, Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, entre otros".