Menú Buscar
Control policial contra ladrones al hurto en el barrio de Barceloneta la pasada semana / CG

Doce barrios marcharán contra Colau al grito de "Barcelona no funciona"

Los residentes prometen un 'tsunami vecinal' el sábado contra el gobierno de Barcelona en Comú que pedirá más seguridad y el fin de la degradación

11.09.2018 10:55 h.
3 min

Representantes de doce barrios de Barcelona marcharán hasta el la sede del Ayuntamiento el sábado, 15 de septiembre, bajo el lema "Barcelona no funciona". Residentes de hasta docena de zonas de la Ciudad Condal se manifestarán desde varios puntos de la capital catalana para converger en la plaza de Sant Jaume, donde protestarán contra la inseguridad y la degradación que han medrado bajo el gobierno municipal de Ada Colau.

El recuento ayer lunes a última hora de la noche era la presencia de asociaciones vecinales de hasta once áreas de la ciudad: Fòrum; Maresme-Besòs; Poblenou; Poble Sec; Ribera-Born; Barrio Gótico; Vila Olímpica; barrio de Gracia; Vía Laietana; Raval y Casc Antic, amén de Barceloneta. Por uno u otro motivo, estas zonas de la ciudad han sufrido el incivismo, la inseguridad y problemas de convivencia durante el verano que finaliza.

'Tsunami vecinal'

Ante esta situación, los residentes, que han organizado la movilización mediante asambleas, marcharán en columnas desde diversos puntos de Barcelona hasta la sede consistorial de la Ciudad Condal en la plaza de Sant Jaume.

El encuentro de la manifestación será el cruce entre Vía Laietana y Paseo de Colón a las 18:00 horas, para luego desfilar hasta la sede del Ejecutivo local de Barcelona. A la marcha le han llamado "tsunami vecinal", ya que quieren que "se lleve" los problemas que castigan los barrios citados.

Quebradero de cabeza

Cabe recordar que la gestión del espacio público ha sido una pesadilla para el gobierno municipal de Barcelona en Comú (BComú) durante el verano. El Ejecutivo local tuvo que lidiar con una reprobación de la oposición a la alcaldesa como concejal de Seguridad tras la agresión grupal a un turista en la plaza de Cataluña a principios de agosto.

Asimismo, el equipo de Ada Colau ha pinchado con su gestión del combate contra los narcopisos en el barrio del Raval, pese a que aprobó un plan de choque con el PDeCAT antes del estío, la proliferación de la venta ambulante y los episodios de violencia e incivismo en el centro de la ciudad.

Ante ello, Colau pidió ayer en una entrevista en Betevé "más agentes de los Mossos d'Esquadra" para la ciudad, y anunció una reunión con el consejero catalán de Interior, Miquel Buch, sobre la materia. La munícipe ignoró así las demandas de la Guardia Urbana de Barcelona, que llevan toda la temporada alta recordándole la falta de agentes y recursos materiales, además de su "poca voluntad política" para, por ejemplo, acabar con el problema de los manteros.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información