Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Carles Puigdemont, en el Parlamento europeo, donde ha valorado la retirada de su inmunidad

Bronca de Puigdemont al Parlamento Europeo: "Ha perdido la democracia"

El expresidente catalán acusa a la Eurocámara de caer en la estrategia de "represión" y "persecución" de las instituciones españolas

4 min

Carles Puigdemont ha abroncado al Parlamento Europeo por aprobar la retirada de su inmunidad. "Han caído en la estrategia de la represión española", ha dicho tras asegurar que han "perdido la votación, pero el Parlamento Europeo ha perdido la democracia".

El Parlamento Europeo ha aceptado el suplicatorio para retirar la inmunidad parlamentaria a Puigdemont con 400 votos a favor, 248 en contra y 45 abstenciones. En el caso de Clara Ponsatí y Toni Comín, la votación ha variado, aunque también se levanta la protección diplomática con 404 votos a favor, 247 en contra y 42 abstenciones.

 

 

Puigdemont recurrirá al TJUE la decisión de la Eurocámara / EP

El expresidente de la Generalitat ha comparecido junto a Toni Comín y Clara Ponsatí para valorar la aceptación del suplicatorio pedido por el Tribunal Supremo. "Agradezco el apoyo de colegas del Parlamento Europeo, más de los que esperábamos, opuestos a la represión política", ha dicho el fugado, quien ha asegurad: "Hoy es un día triste, hemos perdido la inmunidad, pero el Parlamento Europeo ha perdido todavía más, ha perdido la democracia europea". A su juicio, existe una estrategia de "persecución política" por parte de las instituciones españolas y "el Parlamento Europeo ha caído en ella".

"Se ha roto la confianza"

El expresidente catalán considera que el resultado de la votación demuestra que "se ha roto la confianza ciega, es un primer aviso, es el camino que no le conviene recorrer al Parlamento Europeo. Hay votos que no acaban de cuadrar". Asimismo, ha denunciado que "las autoridades españolas han esperado a conocer el resultado de la votación del suplicatorio para retirar el tercer grado de nuestros compañeros encarcelados", en referencia a la decisión del juez de vigilancia penitenciaria de revocar el régimen abierto de los siete presos del procés que les concedió la Generalitat el pasado mes de enero. 

"No es un buen día para la historia del Parlamento Europeo. Si pierde su primera posición en la defensa de los derechos humanos, lo pierde todo", ha añadido Comín. No obstante, ha subrayado la división en la votación. "El suplicatorio nos ha permitido avanzar en el conocimiento del conflicto catalán y en el apoyo que teníamos".

Ponsatí se ha referido a la "operación política y mediática" del magistrado Pablo Llarena, que ha presentado una cuestión prejudicial al Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) para avanzar en la euroorden. En este sentido, los tres eurodiputados independentistas confían en que prevalezca el parecer de la justicia belga, que denegó la extradición del exconsejero de Cultura, Lluís Puig, "por considerar que no tendría derecho a un juicio justo".