Menú Buscar
El presidente de la Generalitat de Cataluña, Quim Torra / EP

Cataluña sufrió la tercera mayor caída de los PIB autonómicos (-22%) entre abril y junio

Las estimaciones de la Airef desvelan que la economía catalana se desplomó tres puntos y medio más que la del conjunto de España en el segundo trimestre

2 min

Cataluña fue una las comunidades autónomas más afectadas por el histórico desplome experimentado por la actividad económica en el segundo trimestre a causa de la crisis del coronavirus.

Las estimaciones de la Autoridad de Responsabilidad Fiscal Independiente (Airef) revelan que el PIB en Cataluña se hundió un 22% entre abril y junio respecto al primer trimestre, lo que supone una caída superior en tres puntos y medio a la experimentada por la economía española en este periodo.

Tan solo Baleares, con un descenso del 26,4%, y Comunidad Valenciana (-22,1%) registraron un peor comportamiento que Cataluña, que forma parte del grupo siete comunidades autónomas cuyo PIB se desplomó más de un 20% en el segundo trimestre.

Desplome del 26,1% interanual

Si se toma como referencia el mismo periodo del año anterior, la economía catalana fue la segunda que desempeñó un peor rendimiento, con una caída interanual del 26,1%, cuatro puntos mayor que la del conjunto de España. En este caso, solo la economía de Baleares sufrió un mayor agujero, tras protagonizar un descenso del 30,1% en su PIB.

Mientras, diez comunidades autónomas lograron que la caída de sus economías se situaran por debajo de la española, pese a lo cual todas ellos experimentaron cuantiosos desplomes.

Diez CCAA, mejor que el conjunto de España

En tasa intertrimestral destacan las fuertes caídas de la Comunidad de Madrid (-18%), Asturias (-16,8%), Euskadi (-16,7%) y Andalucía (-15,6%). La menor se correspondió con Extremadura que, aun así, vio como su PIB perdió el 12,5%.

La metodología cuantitativa utilizada por la Airef combina tres tipos de información estadística disponible para el análisis regional: los datos mensuales de indicadores de coyuntura desagregados a nivel territorial, los datos anuales compilados en términos de contabilidad nacional por la Contabilidad Regional de España (CRE) y, finalmente, las estimaciones para el conjunto nacional publicadas por la Contabilidad Nacional Trimestral (CNTR).