Menú Buscar
Imagen de la sede de BBVA, uno de los bancos más importantes en España / EP

La banca 'rescata' al Estado ante el retraso de las prestaciones por desempleo

Las entidades financieras, muy criticadas en la crisis de 2008, adelantan pagos de los ERTE y las pensiones tras el colapso del sistema público

6 min

La crisis salvaje que asoló España a partir del 2008, y que se acrecentó en 2012, dejó en la sociedad una imagen muy negativa de la banca. La liquidez no llegaba a los hogares mientras los bancos trataban de disponer de ella mirando a un Banco Central Europeo (BCE) que no acababa de encontrar la fórmula. Una situación que provocó una falta de dinero en la economía familiar devastadora para las cuentas corrientes de millones de personas.

Tampoco ayudó el rescate a la banca de junio de 2012, 65.725 millones de euros en ayudas que el Gobierno de Mariano Rajoy calificó como un "préstamo en condiciones muy favorables" pero que llevaron asociadas recortes y reformas, mientras las condiciones hipotecarias, concesiones de créditos y desahucios por impagos se incrementaron en aquella época difícil para los españoles.

El colapso

En esta crisis --en la que la liquidez está asegurada-- la banca ha querido acercarse al cliente adelantando pagos del colapsado Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE). La avalancha de despidos, de expedientes de regulación y de otros subsidios ha provocado que se cree una lista de espera de más de dos meses para percibir la cuantía asignada.

Desde el SEPE, de hecho, reconocen dichos retrasos y se calcula que más de un millón de españoles que esperan cobrar las ayudas van a sufrir este mes de mayo nuevas demoras. Con este colapso en los sistemas estatales no es extraño que cientos de miles de personas tengan que esperar hasta junio para percibir la prestación por desempleo. Y la banca ha salido al rescate.

Vivir sin el subsidio

El colapso se ejemplifica en los trabajadores de una de las cadenas hoteleras más importantes en Cataluña. Varios empleados en situación de ERTE, ante el cierre del sector turístico, siguen esperando el cobro por desempleo del mes de abril. La situación es de tal bloqueo que otros compañeros sí han tenido la suerte de percibir la cuantía establecida.

“La situación que vivimos es dramática. Además de quedarnos sin nuestros puestos de trabajo seguimos esperando a que el SEPE nos ingrese el dinero”, dicen algunos trabajadores. “Aún seguimos esperando la paga que tocaba en abril y ya estamos en mayo bien entrado por lo que no esperamos cobrarlo hasta junio”, sentencian. 

El Gobierno admite los errores

Joaquín Pérez Rey, secretario de Estado de Trabajo y Economía Social, admitió durante la rueda de prensa de presentación de los datos del paro la demora en los pagos. No obstante, aseguró que durante los próximos días la situación mejorará y recalcó que los bonus por hijo de aquellas personas que se hayan acogido a ERTE también serán ingresados en las próximas semanas sin necesidad de realizar ningún trámite.

Además, Pérez Rey quiso agradecer a la banca las facilidades que ofrece a sus clientes ya que están adelantando los pagos de los expedientes, desempleo o jubilaciones. 

Acuerdo entre SEPE y la patronal bancaria

Este agradecimiento tiene origen en el acuerdo que sellaron SEPE y la patronal bancaria para para adelantar el 80% de la prestación por desempleo a los trabajadores de diversas comunidades autónomas como Cantabria, Galicia, Asturias o la ciudad de Ceuta. Desde el Gobierno se espera que estos acuerdos sean extensibles a todas las comunidades autónomas.

El sistema es sencillo y estos anticipos se articulan mediante préstamos personales, sin intereses ni comisiones y avalados por la Administración, que se cancelarán cuando el trabajador cobre la prestación por paro.

La gran banca anticipa los pagos

De esta forma, la banca ha querido revertir la percepción negativa de la sociedad y adelantan los pagos por desempleo.

Es el caso de BBVA, Bankinter, CaixaBank, Bankia, Abanca y Kutxabank. Todas las entidades abonarán a aquellos clientes beneficiarios de la prestación por desempleo de la misma el entre el 4 y el 6 de mayo dependiendo de la entidad, lo que supone adelanto de una semana ya que habitualmente (sin contar el colapso actual) suele abonarse entre el 9 y el 10 de mayo. 

Otras ventajas

La banca española también ha anunciado durante estas semanas de crisis otras ventajas de las que gozarán los clientes durante esta época complicada. Por ejemplo, BBVA ofrece a sus pensionistas disponer de efectivo de forma gratuita desde los cajeros de cualquier red de toda España. Bankia adelantó el cobro de las pensiones y flexibilizó el pago de las comisiones y Kutxabank decidió condonar un trimestre el alquiler de sus viviendas sociales de aquellos que residan en viviendas del FSV y se hayan visto afectados por ERTE.

Además, el Gobierno ha aprobado una moratoria hipotecaria para aquellos trabajadores que se vieron en una situación de regulación de empleo y la gran banca aplaza hasta doce meses el capital de los créditos de compra de vivienda.

Destacadas en Business