Menú Buscar
La familia Ruiz Mateos, propietaria de Nueva Rumasa e involucrada en casos de estafas / EFE

Los hermanos Ruiz-Mateos tendrán que entrar en prisión

La Audiencia Provincial ha denegado la petición de suspender de forma temporal la entrada de los estafadores en prisión hasta que se sepa si se aprueba el indulto pedido al Gobierno, según 'El Mundo'

3 min

Nuevo capítulo en la batalla judicial de la familia Ruiz-Mateos. La Audiencia Provincial de Baleares ha pegado carpetazo a la petición de suspender temporalmente su condena de dos años y medio de cárcel mientras se tramina la petición de indulto al Gobierno. Es la última carta que tienen para evitar entrar en prisión por la estafa en la compra de un hotel en Mallorca. 

Los magistrados han denegado ese aplazamiento para el que la defensa había alegado la rebaja de la pena que decretó el Tribunal Supremo tras un recurso. El organismo provincial ha rechazado esos argumentos y ha confirmado que se debe ejecutar la condena en paralelo a su petición de indulto al Gobierno, según explica una información de El Mundo

Ingreso penitenciario

A los hermanos Ruiz-Mateos les queda todavía un cartucho en la recámara: interponer un recurso de súplica. No obstante, según explica El Mundo, ese recurso tiene muy poco recorrido para prosperar y parece ser que el encarcelamiento será ineviable. 

Los hijos del desaparecido empresario pidieron hace unos días al tribunal balear que se esperara a saber si se les concedía el indulto que habían pedido al Gobierno. Una medida discrecional que es altamente improbable que les sea concedida. 

El móvil

Los empresarios fueron denunciados por los hoteleros que les vendieron la propiedad puesto que los responsables de la empresa Nueva Rumasa habían fingido solvencia a la hora de adquirir los negocios. El Mundo explica que la Audiencia Provincial consideró que los afectados confiaron en todo momento en la solvencia de la empresa porque así lo insistieron los condenados. La compra se formalizó a través de una sociedad pantalla, Wersdale Trade España, con el objetivo de "dificultar la acción de la justicia frente a cualquier reclamación". No obstante, el Supremo bajó la condena a dos años frente a los 6-7 del tribunal inferior. 

No hubiera sido la primera vez que la Audiencia concede esa suspensión temporal. Lo hizo con la condena del expresidente balear, Jaume Matas. En este caso, le permitió permanecer en libertad mientras se tramitaba su indulto, que le fue denegado. En aquel caso se tuvo en cuenta que la condena del expolítico era de 9 meses de cárcel.