Menú Buscar
Coche involucrado en uno de los numerosos accidentes viales laborales que se producen en España / PIXABAY

Cataluña, la segunda región con mayor tasa de accidentes viales laborales

Sólo Andalucía (414) tiene una mayor tasa de siniestros viales laborales por cada 100.000 habitantes que la región catalana (386)

02.04.2019 13:08 h.
6 min

249 muertos y un coste para la sociedad de 2.000 millones de euros al año. Estas son las cifras que refleja el I Informe sobre la Seguridad Vial Laboral en España elaborado por el Real Automóvil Club de España (RACE) en colaboración con GAD3, que busca poner el foco sobre la problemática de la seguridad vial durante la jornada laboral. “Desde el año 2013, la accidentalidad vial laboral ha experimentado un ascenso coincidiendo con los años en los que se ha reflejado una mejor tasa de empleo y mejores resultados en la actividad económica. Sin embargo, el parque de vehículos en circulación no ha crecido en las mismas proporciones”, explican.

Del total de siniestros laborales sucedidos en nuestro país, los accidentes viales laborales suponen entre un 11 y un 12 %. Son, además, el primer factor de mortalidad entre los accidentes laborales (38 %). En España cada año se producen alrededor de medio millón de accidentes laborales con baja, de los que casi 70.000 se corresponden con accidentes viales.

¿Qué trabajadores tienen más riesgo de sufrirlos?

El estudio desvela que el perfil de empleado que cuenta con un mayor riesgo de sufrir un accidente vial laboral es el de las mujeres entre 16 y 29 años en los accidentes in itinere (los que se producen desplazándose desde y hasta el lugar de trabajo, el 70 % del total), y el de los hombres entre 16 y 29 años en los accidentes en misión (los producidos durante la jornada laboral). “Hay que apuntar que se producen más accidentes yendo al trabajo (64 %) que volviendo de él”, destacan. “Es más probable que una persona sufra un accidente si lleva poco tiempo trabajando en la empresa (menos de seis meses) y si la compañía es grande (más de 250 trabajadores)”.

Las consecuencias económicas de este tipo de siniestros son el segundo gran daño que provocan, “ya que las bajas por accidentes viales laborales han supuesto, de media en los últimos nueve años, cerca de 2.000 millones de euros a la sociedad, de los que 100.600.056 euros al año son una carga para la Seguridad Social”. Dependiendo del tipo de accidente, su coste medio (gastos médicos y de rehabilitación, servicios judiciales, de emergencia, daños materiales y pérdidas de producción) asciende a 17.900 euros en el caso de los leves, a 237.800 euros los graves y a 1.913.000 los mortales.

Las motocicletas, el vehículo más peligroso

Más de la mitad de los empleados accidentados iban a bordo de un coche, mientras que uno de cada cuatro conducía una moto, “una cifra seis veces superior a lo que debería corresponderle estadísticamente por uso, siendo el tipo de vehículo más peligroso”, señalan los responsables del informe, que añaden la probabilidad de sufrir un accidente vial laboral en los transportes públicos “es prácticamente nula, ya que su proporción de siniestralidad es inferior al 1 %”.

Tasa de accidentalidad vial laboral 'in itinere' y en misión por comunidades autónomas / RACE

Tasa de accidentalidad vial laboral 'in itinere' y en misión por comunidades autónomas / RACE 

Casi la totalidad de los trabajadores españoles (93 %) se ven obligados a desplazarse para desarrollar su actividad profesional. El 77 % de ellos lo hacen con un vehículo a motor privado, recorriendo diez kilómetros en sus traslados in itinere y empleando una media de 28 minutos en completar el trayecto. “El momento más peligroso es el martes entre las 8 y las 9 de la mañana y la peor estación es otoño. Mientras que las comunidades autónomas con mayor tasa de accidentes por cada 100.000 habitantes son Andalucía (414), Cataluña (386) y Murcia (376); y las que cuentan con una tasa más baja son Castilla – La Mancha (158), Extremadura (192) y La Rioja (234).

¿A qué se deben los accidentes viales laborales?

El estrés y las prisas (72 %), el cansancio (67 %) y el uso del teléfono móvil (66 %) son las principales razones que provocan este tipo de siniestros en opinión de los trabajadores por cuenta ajena. Los que están empleados por cuenta propia piensan lo mismo de los dos primeros factores (83 % en ambos), pero sitúan en tercer lugar la peligrosidad las jornadas laborales largas (73 %).

¿Cómo evitarlos? Ambos trabajadores opinan que las medidas de prevención más necesarias son: ayudas para la revisión (77 %) y el mantenimiento de los vehículos (84 %). Los que trabajan por cuenta ajena también creen que se deberían dar ayudas para el transporte público (77 %) y que las empresas deberían fomentar del teletrabajo (72 %), mientras que los trabajadores por cuenta propia opinan que se deberían equipar los vehículos con mejores sistemas de seguridad (80 %) y se deberían ofrecer ayudas para tener vehículos con asistentes de conducción (77 %).

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información