Menú Buscar
Benítez, condenado por pederastia, entra en la Audiencia de Barcelona / EUROPA PRESS

'Caso Maristas': El TSJC confirma la condena por pederastia de Benítez

Los magistrados descartan el recurso que el exprofesor presentó contra el fallo de la Audiencia de Barcelona, que en abril de 2019 le condenó abusos sexuales

2 min

La Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) ha confirmado la condena a 21 años y nueve meses de cárcel a Joaquim Benítez, exprofesor de educación física del colegio de los Maristas de Sants-Les Corts, en Barcelona, por haber abusado sexualmente de cuatro alumnos aprovechándose de su superioridad como profesor, lo que le permitió “cometer el delito con mayor facilidad” entre el 2006 y el 2009.

En la sentencia, fechada este jueves, los magistrados descartan el recurso que el condenado presentó contra el fallo de la Audiencia de Barcelona, que en abril de 2019 le condenó por el caso de abusos sexuales en los colegios Maristas.

 

 

Caso Maristas (mayo 2019) / EP

Responsable civil

La sala también ha desestimado el recurso de apelación que interpuso Generali, la empresa que aseguraba a la fundación para la que trabajaba el condenado, y a quien el tribunal declaró responsable civil directa.

Tras conocer el fallo, Manuel Barbero, padre de la primera víctima que denunció a Benítez, que ejerce la acusación particular, ha declarado a El Periódico que reclamará el ingreso en la cárcel del exprofesor así como que se proceda ya al pago de la indemnización de los 120.000 euros que se concedió a las cuatro víctimas.

Maristas

Además, la audiencia declaró a los Maristas responsables civiles subsidiarios, como titulares del centro donde ocurrieron los hechos y por ser el condenado su empleado. Además, fijaba que su aseguradora responda por esa cantidad, pero en su caso, como responsable civil directa.

Ademá de la pena de prisión, Benítez también fue condenado a 13 años y ocho meses de inhabilitación para ejercicio de la profesión docente y la prohibición de acercarse o comunicarse con sus víctimas.