Menú Buscar
El embajador de España en Estados Unidos, Pedro Morenés, en una imagen de archivo / EFE

Pedro Morenés, el diplomático que le canta las cuarenta a Torra

El embajador en Estados Unidos había sido ministro de Defensa y alto directivo de empresas fabricantes de armamento

28.06.2018 10:08 h.
3 min

Pedro Morenés, el embajador español que pronunció el discurso en Washington --"insultante”, según interpretó el president Quim Torra--, fue ministro de Defensa del Gobierno entre 2011 y 2016, hasta que en marzo de 2017 fue nombrado embajador de España en Estados Unidos.

Morenés nació en 1948, y en 1978 se licenció en Derecho por la Universidad de Navarra y luego se diplomó en Dirección de Empresas en la Universidad de Deusto, además tiene máster en Estudios Europeos y Ship-management. Es el segundo de los hijos del IV vizconde de Alesón, José María de Morenés y Carvajal.

En el Gobierno del PP

Entró en política en 1996 con el triunfo del PP y se convirtió primero en secretario de Estado de Defensa y en el 2000 en secretario de Estado de Seguridad en el Ministerio del Interior. Entre 2002 y 2004 fue secretario de Estado de Política Científica.

En 2004 Morenés volvió a la actividad privada y en 2005 fue nombrado secretario general del Círculo de Empresarios. En 2009 se metió en el negocio de las armas. Fue nombrado así presidente de del consejo de administración en Construcciones Navales del Norte y en 2010 pasó a ser director general de la empresa de misiles MBDA.

Las bombas racimo

Entre 2005 y 2009 fue consejero de Instalza S.A., la fabricantes española de bombas racimo, las mismas que en 2011 utilizó Muamar El Gadafi contra las tropas rebeldes, durante el período de primaveras árabes. En 2008 el Gobierno anunció la destrucción de estas bombas en España. La compañía en la que había trabajado Morenés interpuso entonces un recurso contra el Estado, en el que se pedía una indemnización de 40 millones de euros por los daños causados a la empresa con la nueva política oficial de armamento.

Morenés se convirtió en embajador de España en Estados Unidos el 24 de marzo de 2017, de la mano del entonces presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. Tras su discurso de esta madrugada negando que en España hubiese presos políticos, el presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha exigido su dimisión y ha emplazado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a decir si comparte lo que ha dicho el embajador.