Menú Buscar
La exconcejal de Barcelona Gala Pin / EUROPA PRESS

La exconcejal Gala Pin encuentra trabajo en una fundación subvencionada por el ayuntamiento

La plataforma de 'crowdfunding' Goteo ficha como jefa de proyectos a la que fuera regidora de Ciutat Vella en el primer mandato de Colau

4 min

La exregidora de Ciutat Vella Gala Pin ha encontrado trabajo en Goteo, una fundación que recibió subvenciones por parte del Ayuntamiento de Barcelona mientras ella fue parte del equipo de gobierno municipal de Ada Colau. La Fundación Goteo se dedica al crowdfunding de proyectos sociales y ha contratado a Pin como project manager (responsable de proyectos).

La exedil ha pasado seis meses sin empleo desde que abandonara el consistorio barcelonés. Pin estuvo al frente del distrito más céntrico de Barcelona durante la primera legislatura de Colau hasta que el pasado abril, un mes antes de las elecciones municipales, aseguró que abandonaba su carrera como política local

Subvenciones públicas a la Fundación Goteo

Según publica el medio de comunicación local Metrópoli Abierta, La Fundación Goteo "se sostiene, mayoritariamente, a base de dinero público" ya que más del 56% de sus ingresos durante 2018 procedieron de subvenciones de la Administración.

La plataforma de micromecenazgo reporta un total de 129.641 euros ingresados por parte del Ayuntamiento de Barcelona, el Ministerio de Cultura, el de Trabajo y de la Diputación Foral de Gipuzkoa en su portal de transparencia.

Proyectos subvencionados por el Ayuntamiento de Barcelona

Las subvenciones del consistorio barcelonés a la Fundación que ha contratado a Gala Pin proceden de los años en los que ella estuvo en el ayuntamiento. La más cuantiosa se refiere al proyecto Conjuntament llevado a cabo en 2017 con un presupuesto para Goteo de 136.000 euros.

En 2018 recibió 15.000 euros por la iniciativa 4 Plantoniq Sistema Cultural Connectant la Comunitat Goteo a Barcelona, a través del Institut de Cultura de Barcelona (Icub) y un año después, obtuvo cerca de 18.000 euros para "inversiones en tecnologías de la información y comunicación" y para "actividades y proyectos de promoción y refuerzo de la economía social y solidaria", entre otras subvenciones.

Gala Pin en el ayuntamiento

El paso de Gala Pin por el consistorio de Barcelona fue, cuanto menos, controvertido. Durante el tiempo en el que estuvo como regidora de Ciutat Vella, es distrito sufrió continuos casos de robos violentos y la proliferación de narcopisos

También tuvo sus encontronazos con empresas y comerciantes de los barrios bajo su gestión. El Gremi de Restauració llegó a pedir su dimisión después de que Pin declarara que que el sector de la restauración en el distrito estaba "mal representado" por sus dirigentes y estuvo en guerra abierta contra las terrazas de ciertas zonas turísticas, como La Boquería. Comparó el turismo de cruceros con una "plaga de langostas" que "devora el espacio público" e incluso una inmobiliaria la denunció por calumnias.