Menú Buscar
El presidente de la Generalitat, Quim Torra / EFE

Cs lleva de nuevo a Torra ante la JEC por su carta "electoralista" a los funcionarios

Carrizosa sostiene que la misiva del presidente de la Generalitat "hace apología de los políticos presos"

3 min

Nueva ofensiva de Ciudadanos contra Quim Torra ante la Junta Electoral Central (JEC). El partido naranja ha denunciado ante el organismo la carta que el presidente de la Generalitat envió a los funcionarios de la administración para felicitarles la Diada de Sant Jordi porque considera que es "electoralista".

El portavoz parlamentario de la formación naranja, Carlos Carrizosa, ha justificado esta decisión porque considera que la misiva "hace apología de los políticos presos" y es "una nueva intromisión partidista" de Torra en periodo electoral.

"Exilio"

El president hacía referencia en el escrito a su antecesor, Carles Puigdemont, fugado en Bélgica, y a "los consellers de su Govern que están con él en el exilio o en la cárcel".

"Ya está bien de utilizar las cuentas de la Generalitat para difundir mensajes de campaña", ha criticado Carrizosa, quien ha señalado que Torra "no entiende qué es la democracia" y se piensa que "Cataluña es su cortijo"."Las administraciones públicas deben ser neutrales, y no para que Torra las use como le venga en gana", ha apuntado.

Actos de los presos

Sobre los actos de los políticos presos durante la campaña electoral, que ha permitido la JEC, el de Ciudadanos cree que demuestran "la fortaleza de la democracia española, que hace aquello que muchas otras no harían".

Carrizosa también ha destacado que es "importantísimo" que en estas generales se repita la movilización del voto constitucionalista que hubo en Cataluña en las elecciones autonómicas del 21D, hace dos años.

Símbolos 'indepes'

El partido naranja ya denunció a Torra ante la JEC cuando éste se negó a retirar los símbolos independentistas de los edificios públicos en Cataluña. Tras cambiar la pancarta que pedía la libertad de los presos con un lazo amarillo, por una blanca, el presidente del Govern acabó por retirar la enseña del balcón de plaza Sant Jaume, cumpliendo así el mandato del órgano electoral.