Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Hoguera de las tentaciones / MEDIASET

Dos concursantes de 'La isla de las tentaciones 3' denuncian acoso en redes

Las participantes comparten en público los mensajes amenazantes y críticos que reciben en sus perfiles

2 min

Los concursantes de La isla de las tentaciones 3 no ganan a disgustos. Y no sólo por lo que viven en el programa, sino por lo que sucede fuera.

Primero fueron los vídeos filtrados y luego las denuncias por publicitar productos a través de redes sociales de manera ilegal, apuestas y unos blanqueadores dentales que no son tal.

Ataques

La última, por eso, es mucho más dura. Dos de las participantes en el reality han denunciado que sufren acoso por lo que los espectadores ven en televisión.

Las víctimas son Lola y Claudia. La primera, después de todos los escarceos amorosos con Simone y Carlos; la segunda, por su acercamiento a Tony. Los chicos en cambio no han dicho que hayan sido criticados.

Mensaje de Lola

La protagonista de la próxima hoguera de confrontación reproche que le dicen “de todo”, lo que incluye insultes. Admite errores, “la he cagado y lo he hecho en televisión, por lo que todos podéis opinar sobre mis actos”. Una actitud que parece no aprobar.

Pese a todo, recuerda que “nadie en este planeta es perfecto, nadie ha hecho absolutamente todo bien en su vida” y ella tampoco, pero las criticas que recibe dicen que no le van a afectar. “Si os molestáis en querer joderme enviándome mensajes dañinos, incitándome incluso a que me suicide, siento deciros que esa misión absurda la habéis fallado”. “Nada ni nadie podrá conmigo”, sentencia.

Contra Claudia

Ella misma ha sido la responsable de compartir otros mensajes que le han enviado a su compañera en la isla. En una captura de pantalla, se ve cómo entre otras cosas le desean a la canaria que acabe con un maltratador que la pegue a ella y a sus hijos.

Por el momento, la denuncia ha sido sólo en redes sociales, pero las concursantes parecen dispuestas a no quedarse calladas si reciben más comentarios por el estilo.