Menú Buscar
La torre Deutsche Bank de Barcelona, que se transformará en 34 pisos de lujo con más de 100 millones de euros / CG

Los dueños de la torre Deutsche Bank obtienen más de 100 millones para rehabilitarla

Banco Sabadell da el visto bueno a la financiación del proyecto de reforma que empezará en el primer trimestre del próximo ejercicio

4 min

El fondo KKH Property Investors ha cerrado la operación económica que le permite transformar el antiguo edificio de Deutsche Bank en Barcelona, situado en la confluencia de paseo de Gràcia con avenida Diagonal, en viviendas de lujo. Los dueños del inmueble han acordado un préstamo de más de 100 millones de euros con Banco Sabadell.

Se trata de una operación que se estudiaba desde el verano, según fuentes cercanas a los inversores inmobiliarios. No se ha ratificado hasta que han obtenido todos los permisos necesarios para iniciar el proyecto, aunque existían ofertas vinculantes previas, añaden los mismos interlocutores. La entidad bancaria presidida por Josep Oliu ha declinado hacer ningún comentario de la operación.

Inicio de las obras

Una vez se han solventado las necesidades económicas, se podrán iniciar las obras. El proyecto de rehabilitación está firmado por el estudio de arquitectura de Carles Ferrater y se iniciará en el primer trimestre del próximo año. Se espera poner en marcha de forma casi simultánea los trabajos para transformar la antigua torre de oficinas en locales comerciales y 34 viviendas de lujo de unos 200 metros cuadrados de superficie de venta.

Todas ellas con servicios de mantenimiento (habrá un spa, una piscina y un gimnasio), limpieza, seguridad y conserjería. Los impulsores de la iniciativa indican que un equipo de más de 20 personas atenderán las necesidades de los vecinos, que como pronto se empezarán a mudar al edificio a principios de 2020.

Seat abrirá a finales de año

Las actuaciones en los locales comerciales deberán concluir antes. Como mínimo, en el espacio que ocupará Seat. La automovilística tiene previsto inaugurar allí a finales de 2018 una nueva sede de la compañía. Se convertirá en un “punto de encuentro de las nueva tendencias y del talento local e internacional”, señala el grupo.

Los 2.600 metros cuadrados que ocupe acogerán “eventos culturales, exposiciones, espacios gastronómicos, conciertos o pop up stores”, además de ejercer de concesionario. La llamada Casa Seat.

Intento de transformar el inmueble en hotel

El inicio de las obras implicará desencallar el proyecto inmobiliario, que está parado desde hace años. KKH Property Investors, participada por KKH Capital Group y Perella Weinberg Real Estate Fund II LP, compró a finales de 2014 el edificio por más de 90 millones.

Su objetivo inicial era transformarlo en un hotel premium. Así lo pactó con el anterior alcalde de Barcelona, Xavier Trias, en una operación que incluía modificar el Plan General Metropolitano (PGM) para que se pudiera ceder superficie edificable a la torre. Encalló con la llegada de Ada Colau al gobierno municipal, una de las principales opositoras de la iniciativa. Fue en ese momento cuando se replanteó y se apostó por los pisos de lujo.