Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un grupo de personas hacen cola para entrar a un local de ocio nocturno / EP

El ocio nocturno catalán exige reabrir si el Govern permite el aforo total en los campos de fútbol

Los operadores del sector advierten de la incongruencia que supondría limitar su operativa y aceptar la medida del Consejo Interterritorial ante la mejora del Covid

3 min

El ocio nocturno lamenta tener que seguir cerrado en Cataluña mientras el Consejo Interterritorial de Salud autoriza la reapertura de los estadios de fútbol al 100% y de los pabellones al 80%. En Cataluña, por ahora, los campos pueden abrir al 60%, por lo que los profesionales del sector exigen que si el Govern amplia los aforos de estos espacios, también les permita reiniciar su actividad totalmente.

La medida de ampliación de aforos en recintos deportivos, aprobada hoy, estará vigente entre el 1 de octubre y el 30 de octubre, y cuando finalice el periodo se revisará para ver si se prorroga o se limita. Los clubes deberán garantizar la distancia de seguridad de 1,5 metros, estará prohibido comer o beber y la mascarilla será obligatoria en todo momento.

Decisión política

Lluís Torrents, secretario general de ASACC y gerente de Razzmatazz ha lamentado que el Govern, dada la buena evolución de la pandemia, no les permita reiniciar su actividad con todas las garantías. A día de hoy, explica, el “Camp Nou puede recibir a cerca de 60.000 personas, en cambio, si yo quiero organizar un concierto en el mismo sitio, únicamente puedo meter a 3.000”, de acuerdo con las restricciones actuales.

En el caso de que el Govern asuma lo aprobado en el Consejo Interterritorial de Salud, “caerá en una incongruencia, que por otra parte ya arrastramos desde hace tiempo”. El Departamento de Salud tiene un “criterio deferentes al del resto de autonomía y países de Europa”, ha considerado, dado que en ciertos estados “el ocio nocturno ya está reabierto completamente” y se utiliza el “certificado Covid” o incluso en algunos “no hay restricciones de ningún tipo”.

Impulso para la vacunación

Fernando Martínez, director de Fecalon, por su parte, no entiende porque el ocio nocturno sigue cerrado “si tenemos mejores datos de coronavirus que cuando abrimos en junio de 2020”. Las imágenes vistas el pasado fin de semana durante las fiestas de La Mercè, en las que miles de jóvenes participaron en botellones, considera, “son un punto de infección mucho mayor que cualquier local”.

Por otra parte, el ocio nocturno “se ofreció al consejero Argimon, dado que, si abrimos y pedimos el certificado de vacunación, incentivaremos a los que son reacios a inmunizarse". Esta propuesta se enmarca en un contexto en el que la franja de 20-29, los mayores usuarios de este tipo de locales, presentan una tasa de vacunación sensiblemente inferior al resto de población: 62,5% frente al 80,7% de personas mayores de 12 años que tienen la pauta completa.