Menú Buscar
Antonio y Jorge Gallardo Ballart, de Almirall. Detrás, el centro Daniel Bravo para el diagnóstico y la investigación en enfermedades minoritarias / CG

Los Gallardo compran el 8,45% de Daniel Bravo en Almirall

El valor del paquete a los precios de mercado asciende a 166 millones

2 min

Los laboratorios barceloneses Almirall anunciaron en la mañana de este miércoles, 23 de mayo, que sus accionistas de control, Antonio y Jorge Gallardo Ballart, han comprado el 8,45% del capital, que pertenece de forma indirecta al consejero de la propia empresa, el farmacéutico Daniel Bravo Andreu.

De esta forma, los hermanos Gallardo refuerzan su control absoluto en la compañía que fundó su padre, Antonio Gallardo Carrera, y pasan a dominar el 66,64% de ella.

Sin datos de la transacción

La operación se ha instrumentado mediante la adquisición de un tercio de las acciones de Inmobiliaria Braviol SA, cuyo capital se reparten a terceras partes los hermanos Gallardo y Daniel Bravo. A su vez, Braviol controla el 100% de Todasa SA, que posee de forma directa el 25,34% de Almirall.

No ha trascendido el importe de la transacción. A los precios que cotiza hoy Almirall, el 8,45% se valora en algo más de 166 millones de euros.

Daniel Bravo conserva 437.723 títulos del laboratorio, valorados en casi 5 millones de euros. Se ha convenido que mantenga su puesto en el consejo de administración.

Pelotazo previo

Este empresario procede de los laboratorios Prodesfarma, que se fusionaron con Almirall en 1997. Prodesfarma tenía de principales socios al citado Daniel Bravo, más Antonio Vila Casas y Santiago Oller Daurella, todos ellos licenciados en Farmacia. En la integración de los dos laboratorios, los Gallardo se reservaron la mayoría absoluta del capital social.

Diez años después, Almirall salió a bolsa. Daniel Bravo ingresó 60 millones por la colocación de parte de sus acciones y los Gallardo, 460. Previamente al estreno en el parqué, los accionistas se embolsaron un dividendo extraordinario de 420 millones, de los que 370 millones fueron para los Gallardo y 50, para Bravo.

Con motivo de la salida a bolsa, los tres socios de referencia acordaron sindicar sus acciones, pero los Gallardo se reservaron el derecho de opción de compra sobre el paquete de Daniel Bravo. Ahora lo han ejercitado.