Menú Buscar
Grupo de amigos que forman parte de la generación 'millennial' / FREEPIK

Los 'millennials': preocupaciones y mentalidad a la hora de ahorrar

El optimismo de cara al futuro y la falta de confianza en ellos mismos a la hora de tomar decisiones relacionadas con el ahorro son dos puntos característicos de esta generación

07.11.2019 13:22 h. Actualizado: 07.11.2019 18:02 h.
5 min

Los millennials son conscientes de que deben ahorrar. Lo empiezan a hacer a los 26 años y son una generación que ha ido aumentado su preocupación sobre este tema durante la última década. Este colectivo prefiere el apoyo, la empatía y el asesoramiento de un especialista antes que la información al respecto que encuentran en las redes sociales, que solo usan para informarse.

El estudio Desmitificando a los Millennials: Actitudes y comportamientos de la GeneraciónY trabajadora frente al ahorro, elaborado por Esade y la Fundación Edad&Vida en colaboración con el Banco Sabadell, detalla la evolución de estos y la importancia de empezar a ahorrar para el futuro.

El objetivo, conocer sus preocupaciones

El estudio es un primer paso para conocer bien a los millennials, su mentalidad y sus preocupaciones a la hora de ahorrar pensando en su jubilación y su plan de pensiones, y se hace teniendo en cuenta a las personas que forman parte de esta generación y que tienen un empleo --que son el 75% de ellos-- .

Se realizó un trabajo de campo en 2018 donde se montaron experimentos de economía del comportamiento con 70 personas, se hizo una encuesta a 900 millennials y se montó un Focus Group --terapia de grupo con 30 personas-- donde se habló de soluciones, tecnología, comunicación y asesoramiento para ahorrar.

Comportamiento y actitud

Tras analizar su comportamiento y sus actitudes se estima que aquel no es muy distinto al del total de la población. Los millennials se fijan en el corto plazo a la hora de tomar decisiones y no son unos grandes planificadores de su futuro. Siguen a las masas, es decir, toman decisiones condicionadas por la mayoría.

Pero la diferencia de esta generación es que confían poco en ellos mismos y en su toma de decisiones finales. El tema del ahorro es un ejemplo claro. Son un colectivo que quiere estar asesorados, pero no por una entidad bancaria --a la que identifican como vendedora de productos--.

Conversación entre millennials / FREEPIK

Tipo de asesoramiento 

¿Qué piensan de los medios digitales? La generación millennial ha crecido con la evolución constante de las tecnologías, pero en cuanto a fiabilidad a la hora de ahorrar, este colectivo prefiere otro tipo de asesoramiento. Se informan en la red para conseguir información pero a la hora de tomar la decisión final prefieren estar asesorados por un ser humano.

Una persona que debe cumplir tres requisitos básicos: pensonalización, empatía y racionalidad. Estas tres son las claves del asesoramiento. El papel de estas personas es básico, ya que piden gente que les ayude. 

Más ahorradores 

Compra de bienes y vivienda, costes relacionados con la familia y la jubilación son las tres motivaciones que existen a la hora de ahorrar. En este sentido, los millennials son más ahorradores que consumidores. Además, la tendencia ha ido creciendo en los últimos diez años. Cabe destacar que la media de ingresos de este tipo de millennials, que es la generación que va desde las personas que nacieron en el 1981 hasta el 1996, ronda entre los 1.000€ y los 1.500€.

Tras la crisis económica, el perfil de esta generación ha ido evolucionando y existe una mayor concienciación. En 2008, un 80% de ellos no pensaba en ahorrar, y tampoco lo hacía. En 2018, tan solo el 30% no ahorra ni se preocupa demasiado por hacerlo. En general, el estudio destaca que son optimistas, y el 55,2% de ellos afirma que dentro de cinco años estarán mejor que hoy.

Cambio de porcentajes

Casi el 40% de los jóvenes millennials ha ahorrado en el pasado y ahorra cuando puede para la jubilación o ahorra de forma sistemática. Hace 10 años, esta cifra rozaba el 10%.

Cabe destacar también el perfil de persona que sabe que debería ahorrar para la jubilación y se está planteando hacerlo. En 2008 tan solo un 3,7% formaban parte de esta categoría. 10 años más tarde la cifra se eleva hasta el 31,6%.