Menú Buscar
Eloi Badia, concejal de Presidencia, Agua y Energía de Barcelona / EP

Eloi Badia desaira de nuevo a las familias del derrumbe de Montjuïc

El concejal de Barcelona presenta un protocolo de emergencia ante nuevos hundimientos que olvida el trato humano a los familiares

21.03.2018 00:00 h.
4 min

Enésimo desaire de Eloi Badia, concejal de Presidencia de Barcelona, a las familias afectadas por el derrumbe de 144 nichos en el cementerio de Monjuïc el pasado año. El edil de Presidencia, Agua y Energía ha presentado recientemente un protocolo de emergencia ante futuros hundimientos que olvida la atención específica a los familiares. Ello le ha valido críticas de la oposición municipal y le ha obligado a repensar la hoja de ruta, según ha podido saber este medio.

El protocolo de urgencia ante futuros accidentes en los nueve camposantos que gestiona la empresa Cementiris de Barcelona SA (Cbsa) era una promesa del electo y de Jordi Valmaña, director general de la sociedad pública, después de la tragedia de septiembre de 2017, cuando se vino abajo un bloque de 144 sepulturas, mezclando restos humanos, madera y cascotes. A día de hoy, Cementiris aún trata de identificar todos los restos cadavéricos.

"Trato humano"

Recientemente, Badia y Valmaña presentaron un plan de actuación para futuros hundimientos al consejo de administración de Cementiris. Hubo enmiendas. "Se le pidió que se incluyera atención a los familiares de futuros hundimientos, que se cuidara el trato humano, pues no se había contemplado", han indicado fuentes de Ciudadanos (Cs). "El trato a las personas en situaciones así debe ser especialmente sensible, pues se trata de sus familiares inhumados", ha agregado la misma fuente del partido naranja.

Preguntado por la cuestión, una portavoz de Cementiris ha indicado que la hija de ruta "es un documento interno que no se publicitará". Contempla, ha añadido, el aviso a "emergencias y fuerzas de seguridad, tal y como se hizo en septiembre de 2017], y ya está operativo". ¿Prevé una atención especial a las familias por posibles nuevos derrumbes? "Sí, está todo contemplado", ha matizado la misma fuente oficial, contradiciendo a la oposición.

"Chapuza"

Más críticas son otras fuentes de la oposición municipal consultadas por este medio, que tildan el plan de "chapuza". Según ediles del consistorio que participaron en la reunión del consejo de administración de Cementiris, el plan de actuación "es un apaño que se ha redactado con el fin de contentar a los partidos que no damos apoyo al gobierno".

Cabe recordar que la sociedad municipal pagó casi 26.000 euros en un contrato menor a la ingeniera SGS Tecnos SA para redactar un "plan de autoprotección" de los nueve cementerios de la ciudad, según figura en el portal de contratación. La suma no ha garantizado la calidad del protocolo, que ha olvidado aspectos como el citado: el trato humano a las familias. El dispendio se suma a lo gastado hasta ahora por la empresa municipal para arreglar el desaguisado de Montjuïc: cerca de 160.000 euros para el apuntalamiento de otros bloques de nichos, 400.000 euros en auscultaciones de sepulturas para verificar su integridad y un millón de euros en el nuevo plan director del camposanto, el mayor de Barcelona.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información