Menú Buscar
Caracoles picantes del chef Liberio Martínez, de Casa de Tapas Cañota / GRUP IGLESIAS

El caracol 'mimado' con hierbas aromáticas sabe mejor

El restaurante Casa de Tapas Cañota aprovecha la celebración de l'Aplec del Cargol de Lleida para presentar su nuevo menú

28.05.2019 18:19 h. Actualizado: 29.05.2019 01:03 h.
3 min

El caracol se viste de gala --gastronómicamente hablando-- para l'Aplec del Caragol, la fiesta de Lleida en la que este pequeño animal es el absoluto protagonista. Este año se celebra entre el 31 de mayo y el 2 de junio y, para celebrarlo, el restaurante barcelonés Casa de Tapas Cañota ha añadido en su nueva carta un plato que mima tanto al caracol como al comensal.

El chef responsable de estos caracoles picantes, Liberio Martínez, ha explicado que su receta comienza mucho antes de que el producto principal del plato llegue a la cocina. Durante dos semanas, los moluscos son alimentados con hierbas aromáticas para que, una vez emplatados, tengan un gusto especial. 

Recetas en libro

La receta une la forma más tradicional de cocinar los caracoles, a fuego muy lento, con un toque de picardía marcado por un suave y sabroso picante. Y como por los ojos también se come --y es algo que el Grup Iglesias, propietario del restaurante, sabe bien--, la presentación de este nuevo plato no podía ser menos: los caracoles llegan a la mesa dentro de un libro de Las recetas de Liberio

caracoles receta

Presentación de los caracoles picantes del Casa de Tapas Cañota / CG

Esta receta, una de las cinco nuevas de la carta de tapas del Cañota, ha sido presentada en el establecimiento durante un ágape en el que han participado Juan Carlos Iglesias, director del grupo de restauración, y Rafa Gimena, responsable de Comunicación de l'Aplec de Lleida. La tapa sirve como preludio a la gran fiesta del caracol de la localidad catalana ya que, al ser de temporada, se puede degustar durante los días previos a la misma.

Tres años de promoción de l'Aplec

El Casa de Tapas Cañota participa en la promoción de la fiesta del caracol desde 2017, aunque este año es el primero en el que el restaurante apuesta por su propia receta para dar visibilidad a l'Aplec desde Barcelona. Anteriormente, la colaboración se realizaba a través de chefs leridanos que ofrecían sus recetas en el establecimiento, en una apuesta por "el producto de proximidad y de temporada", tal como declaran desde el Grup Iglesias. 

L'Aplec del Caragol nació en 1980 cuando un grupo de 300 personas de unas 12 pandillas de amigos se reunieron para celebrar la temporada del caracol. Casi 40 años después, esta fiesta reúne en un fin de semana --el último de mayo, aunque este año la fiesta termina oficialmente en junio-- a más de 200.000 personas y se consumen unas 12 toneladas de este molusco terrestre.