Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Imagen de un sanitario llevando a cabo un test PCR a una paciente, el sector en el que los recortes son alarmantes según Amnistía Internacional / EFE

Amnistía alerta de que Cataluña lidera los recortes en primaria

La oenegé calcula que el Gobierno regional ha ajustado un 25% la inversión en ambulatorios desde 2009

4 min

Amnistía Internacional da el aldabonazo de alerta sobre el gasto público en la atención primaria. La oenegé alerta de que Cataluña lidera los recortes en el primer nivel asistencial en España, con una caída de inversión de cerca del 25% desde 2009. 

Lo pone negro sobre blanco en su informe La Otra Pandemia, presentado hoy [consultar aquí] y que advierte del "abandono y desmantelamiento" de los ambulatorios en el país. Apunta a tres regiones: Cataluña, Madrid y Castilla-La Mancha, elegidas por su alto grado de desinversión, situación epidemiológica similar en julio de 2020 y diversidad política en sus parlamentos autonómicos. Y los datos son preocupantes: la Generalitat dedica el 24,28% menos de recursos a la primaria que 11 años atrás. 

Madrid recorta menos por habitante

En el global de las tres autonomías, Castilla-La Mancha es la comunidad que más desinvierte en sanidad, con el 18,25% menos de gasto en 2018 que en 2009. Cataluña ha perdido el 12,37% de los recursos en nueve ejercicios, mientras que Madrid ha visto decrecer el gasto en un 7,79. 

En gasto público por habitante, Castilla-La Mancha es el farolillo rojo, con el 16,4% menos. Cataluña ha recortado más que la Comunidad de Madrid, el 13,17% frente al 11,05%. En el descenso de inversión específico en primaria, Cataluña es líder destacada: invierte tres de cada cuatro euros que dedicaba al mismo fin en 2009. 

Infradotación de personal

Amnistía da también la voz de alarma en el capítulo de personal. Recuerda la entidad social que antes de la pandemia, la atención primaria estaba "infradotada" en España. Las ratios de enfermería y personal médico, del 0,66 y 0,77, por cada 1.000 habitantes, quedaban lejos de las cifras de estados como Portugal (2,6), Irlanda (1,82), Países Bajos (1,61), Austria (1,56) y Francia (1,42). 

Con lo que respecta a las tres comunidades estudiadas, la oenegé admite un esfuerzo de la Generalitat de Cataluña, al haber aumentado personal en enfermería --la ratio ha subido un 0,04 desde 2009-- y medicina (+0,06). Madrid y Castilla-la Mancha han incrementado plantillas en menor proporción o los equipos se han estancado a la baja. 

Fortalecer la primaria

En este contexto, Amnistía Internacional concluye que el sistema de atención primaria en España "ha sufrido dos pandemias". Según la asociación, una es la del Covid-19. La otra, "la gestión llevada a cabo por las autoridades centrales y autonómicas, que ha adolecido de falta de planificación, inversión y transparencia para afrontar la primera". 

Ante ello, pide la asociación reforzar el primer nivel asistencial, mejorar la protección de los trabajadores sanitarios, garantizar el acceso a los ambulatorios de las personas vulnerables, aportar información detallada y transparente, fomentar la participación de los sanitarios en la toma de decisiones, adoptar mecanismos de rendición de cuentas y garantizar la igualdad de género en la gestión sanitaria.