Menú Buscar
El juez Joaquín Aguirre / YOUTUBE

El juez Aguirre se inhibe de la 'operación Cataluña'

El magistrado se declara no competente para investigar si dos exdetectives de Método 3 hicieron seguimientos a los Mossos d'Esquadra por orden de la cuestionada DAO

05.03.2017 00:00 h.
4 min

El juez de Instrucción número 1 de Barcelona, Joaquín Aguirre, instructor de la operación Macedonia, se ha declarado no competente para investigar si dos exdetectives de la agencia Método 3 realizaron seguimientos a diversos mandos de los Mossos d'Esquadra por orden de la Dirección Adjunta Operativa (DAO) que, hasta hace unos meses, ha dirigido el controvertido comisario Eugenio Pino.

Se trata de uno de los apéndices de la llamada operación Cataluña, urdida desde la DAO y que el director de Método 3, Francisco Marco, denunció en el juzgado número 10 de Barcelona que ya investigaba diversas circunstancias en torno a la agencia de detectives.

Ese juez no vio conexidad entre lo que investigaba y esa denuncia y, por lo tanto, la mandó a reparto.

Reparto entre juzgados

El decanato la repartió y cayó en manos de Aguirre, quien, casualmente y en el marco de la investigación de la operación Macedonia, ha recurrido al que ha sido director adjunto operativo, Eugenio Pino, para que investigase si un determinado grupo de agentes de los Mossos estarían implicados en una supuesta trama de corrupción y narcotráfico.

Aguirre, cuando recibió la denuncia, no dudó de inhibirse de su investigación alegando que ese caso, por lo que había leído en el diario El Mundo, estaba ya judicializado en la Audiencia Nacional.

Apuntan a dos exdetectives

Efectivamente, el juez central de instrucción número 5, José de la Mata, investiga el origen y la cadena de custodia de un pen drive sobre los Pujol que la DAO hizo llegar al juzgado sin que nadie explicase quién, cómo y de dónde surgió ese lápiz de memoria.

En este sentido, algunas fuentes apuntan a los detectives Julián Peribañez y Antonio Tamarit, exempleados de Marco (con quien mantienen un frontal enfrentamiento), como los autores de una parte de esa información “sensible” sobre los Pujol.

Además, el excomisario José Villarejo, mano derecha de Pino, ha reconocido ser el autor de varias notas informativas en las que asume que la policía pagó a dos detectives en el contexto de la llamada operación Cataluña para que realizasen seguimientos a mandos de los Mossos. Pues bien, Francisco Marco, para evitar suspicacias y con voluntad de marcar distancias con sus dos exempleados, ha denunciado la existencia de esos presuntos seguimientos ilegales a mandos de la policía autonómica tal y como confirma el propio Villarejo.

Investigadores investigados

Aguirre ha tenido la oportunidad de investigarlo, pero ha decidido pasarle la denuncia a la Audiencia Nacional que, según él “es la competente, puesto que ya investiga el asunto”.

La denuncia de Marco apunta a unos policías que pertenecen a una dirección adjunta a la que el juez Aguirre ha requerido ayuda y apoyo en la investigación que sigue contra los mossos en la operación Macedonia.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información