Roldán: "Han hecho lo imposible, investir a alguien más radical que Puigdemont"

La diputada y senadora de Ciudadanos cree que Rajoy "piensa más en los nacionalistas vascos que en los derechos de los catalanes" y le insta a impedir que los secesionistas marquen el paso

La diputada y senadora de Ciudadanos Lorena Roldán es muy crítica con la deriva radical de los 'indepes'  al investir a Quim Torra / CG
16.05.2018 00:00 h.
10 min

Diputada y ahora senadora, Lorena Roldán (Tarragona, 1981) es un valor en alza en Ciudadanos. El catedrático de Derecho Constitucional, Francesc de Carreras, le augura un gran futuro político. Pero ella asegura que "todo ha ido muy deprisa". Fue votante del PSC, pero la formación del primer tripartito presidido por Pasqual Maragall le defraudó y dio el salto a la formación naranja. En una entrevista con Crónica Global, considera que el presidente Mariano Rajoy ha dado la espalda a Cataluña y que se debería prolongar el 155.

-El perfil de Quim Torra ¿le sorprende o es una consecución lógica del procés?

-Se ha investido presidente a una persona que ha insultado a millones de catalanes por el simple hecho de ser españoles. Es sectario, ha hecho comentarios xenófobos en sus tuits y en sus artículos. Los partidos independentistas han conseguido hacer lo que parecía imposible, encontrar a alguien más radical que el señor Puigdemont. Y que no se nos olvide que se ha hecho con los votos de dos fugados de la Justicia, Puigdemont y Toni Comín, que no vienen a trabajar  a pesar de que los catalanes les pagamos el sueldo cada mes, pero a quienes se ha concedido el privilegio de votar a distancia. ¿Por qué el señor Rajoy no ha hecho nada? Nosotros sin presentamos recurso amparo ante el Tribunal Constitucional (TC), pero el que podía pararlo era el Gobierno del PP.

-Quizá por estrategia de partido, porque Rajoy quería que hubiera gobierno…

-Vemos que Rajoy piensa más en sus pactos con los nacionalistas vascos que en garantizar los derechos de los catalanes. Le pedimos que no haga lo que ha hecho hasta ahora, que es mirar hacia otro lado, como si en Cataluña no pasara nada. Que no piense que con Torra se acaba el conflicto. Habrá más procés, más confrontación… Lo ha dicho claramente en sus discursos de investidura, que va a crear la república y restituir las leyes suspendida por el TC. Va a seguir en la ilegalidad. Pedimos a Rajoy que no se equivoque.

-¿Torra será un presidente provisional para que se mantenga la agitación?

-Es su modus vivendi de los partidos independentistas. Viven permanentemente en el conflicto. Les ha ido bien hasta ahora y quieren seguir. Tenían la oportunidad de rectificar, buscar a una persona que respetara las leyes. Pero han buscado al más radical que podían encontrar y el único que ha accedido a ser la marioneta del fugado Puigdemont. Puede que esta legislatura sea muy corta, pero me parece muy triste es que 7,5 millones de catalanes estemos pendientes de estos líos y de este alargar el procés.

-La astucia..

-Exacto. Tendrían que haber reconocido que el procés no ha traído nada bueno. Ha partido a la sociedad catalana en dos.

-La oposición ha sido unánime respecto al rechazo a Torra. Incluso los comunes apelan a los sentimientos de españolidad, algo que ni habían hecho hasta ahora…

-Los comunes siempre dicen una cosa y acaba haciendo otra. Cuando el independentismo acaba en un callejón sin salida, los comunes han ido al rescate. Hacen de socorristas. Tenían la oportunidad en la Mesa y en el hemiciclo de que tuviéramos un presidente constitucionalista y que se respetara la legalidad. Entiendo que su intervención en la investidura responde también a sus estrategias, pero a los comunes se les cayó la careta hace tiempo, van de la mano de los independentistas, les apoyan cuando lo necesitan. A ver qué hacen ahora.

-¿Qué piensa del papel de ERC y CUP? Acaban de apoyar al partido heredero de los recortes.

-Está claro que hemos tenido meses de bloqueo porque los independentistas no se ponen de acuerdo. Solo lo hacen para alargar el lío. Hemos tenido que estar pendientes de sus trifulcas y de su reparto de sillas. No se habla de sanidad, ni de educación, ni de nada porque ellos no quieren. Quien va a pagar las consecuencias van a ser los catalanes. Se lo dijimos a ERC y CUP: han investido a una persona que expresa odio a los españoles. ¿Compran ese pensamiento?

-Se acusa a Ciudadanos de vivir también de la confrontación.

-No estoy de acuerdo en eso para nada. En la legislatura pasada fuimos el partido que más propuestas sociales y económicos presentamos en el Parlament. Queda claro que nos interesan otras cosas. Pero con dirigentes que continuamente se saltan la ley y pisotean los derechos de los diputados, es evidente que debemos dar la respuesta en este ámbito. Nos hubiera gustado hablar de barracones, de listas de espera y de dependencia, en lugar de independencia. Pero no nos dejan trabajar. Solo se ha abierto el Parlament para hablar del procés. Se nos ha llamado de todo: ocupantes, súbditos, traidores… Eso no es gobernar para 7,5 millones de catalanes.

-La legislatura arranca ahora. ¿Qué puede hacer la oposición?

-Seguir defendiendo los intereses de la mayoría de los catalanes que se sienten españoles y europeos. Tenemos 1,1 millones de votos y no les vamos a defraudar. Ciudadanos es un partido de regeneración, de unión, de reformas. Trabajaremos en esa línea. Para hablar de educación o sanidad, el señor Torra nos va a encontrar. Pero para insultar a los catalanes, pues no.

-Hay sectores empresariales que echan en falta que Cs haga un gran acto de reafirmación constitucionalista. Que aunque no pueda gobernar, Cs debería liderar y explicar qué haría su presidiera la Generalitat

-La sociedad tiene muy claro que Cs defiende a los millones de catalanes que se sientes catalanes, españoles y europeos. Por primera vez, una fuerza constitucionalista ha ganado en las urnas. Eso es hecho histórico. La sociedad ha entendido nuestro proyecto. Hemos hecho los deberes y nos han puesto buena nota. Es una pena que tengamos una ley electoral injusta, que da más escaños a quien tiene menos votos en la calle. No hemos podido sumar por el mal resultado de PSC y PP. Pero no nos cansaremos de defender la democracia y la ley. Va en el ADN de Cs. Vamos a explicar muy bien a nivel europeo quién es Quim Torra. Es una tarea que tendría que hacer el Gobierno de España.

-Le han nombrado senadora. Se trata de una cámara que siempre se ha subestimado.

-Nosotros hemos dicho muchas veces que el Senado se tiene que reformar. Ahora ha cobrado gran protagonismo con la aplicación del 155. Creemos importante tener una voz coordinada entre el Parlamento de Cataluña y el Senado para poder explicar lo que pasa aquí. Y denunciar que durante 40 años de bipartidismo, se ha hecho hecho la vista gorda respecto a lo sucedía en Cataluña.

-Acumular cargos, ser diputada y senadora, es contradictorio con lo que Cs siempre ha defendido…

-Hemos intentado reformar la ley para evitar la acumulación de cargos, pero no hemos logrado llegar a un consenso con el resto de partidos. Lo que no vamos a hacer es renunciar a defender los intereses de los catalanes en las cámaras donde tenemos representación. En este caso no es un cargo electo, es un cargo por designación del Parlament, por lo que cobra más sentido tener la misma voz en Cataluña y en el Senado, sobre todo cuando el 155 está encima de la mesa. Veremos si se prolonga esa medida, a ver qué decide el señor Rajoy.

-¿Cree que se debería prorrogar?

-Le pedimos a Rajoy que no dé la espalda a Cataluña y el señor Torra ha sido muy claro. Ha dicho que va a trabajar por y para la república y va a restituir las leyes de la independencia y va a seguir con el conflicto. Por tanto, entendemos que este 155 se tiene que extender. No podemos dejar a Cataluña en manos de una ilegalidad. Los demócratas debemos estar unidos. Espero que Rajoy no permita que los independentistas marquen el paso y nos digan cómo se tiene que aplicar la Constitución en Cataluña.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información