Menú Buscar
Reunión del Consejo de Acción Exterior y de Relaciones con la UE, presidido por Quim Torra y Alfred Bosch, quienes anunciaron la creación de nuevas embajadas catalanas / GENCAT

La farsa de las ‘embajadas’ independentistas al descubierto

Las oficinas del Govern en el extranjero funcionan con cita previa, en caso de urgencia remiten a la embajada española, no informan de su agenda y los delegados cobran más de 85.000 euros

18.05.2019 00:00 h.
6 min

Ginebra, número 1 de la Rue de la Cité. Un cartel en el vestíbulo reza la siguiente frase Multiburo. Offices, meetings, coworking & services. En una de esas oficinas con servicios compartidos está la sede de la delegación del Govern en Suiza, que forma parte de la red de “embajadas” reabiertas tras la pérdida de vigencia del artículo 155 de la Constitución --durante la intervención se suprimieron--. Contactar con el delegado no es fácil. Hay que pedir cita previa. “El responsable de Cataluña ya le llamará”, explica la recepcionista que atiende en la primera planta de 8.30 a 18 horas, de lunes a viernes.

vestibulo ginebra embajada

Vestíbulo del edificio de coworking donde está la sede de la delegación de la Generalitat en Ginebra / CG

empresas embajada ginebra

Ampliación del listas de empresas que comparten servicios con la delegación de la Generalitat en Ginebra / CG

Así funcionan estas delegaciones, enfocadas por el Gobierno independentista como una auténtica estructura de Estado destinadas a internacionalizar el procés. Con un poco de suerte, el “embajador”, en este caso Manuel Manonelles --que al igual que el resto de delegados cobra 85.000 euros al año-- o el personal que le acompaña, podrá atender al visitante. Pero en caso de urgencia, se remite al consulado o a la embajada correspondiente.

Comprobaciones

Miembros de la comunidad suiza en Ginebra han hecho estas comprobaciones pocos días después de que la Generalitat anunciara que potenciará todavía más esta red de delegaciones, paralela a las oficinas comerciales que sí tienen una misión económica específica y dependen de ACCIÓ (Consejería de Empresa). Por el contrario, las oficinas “políticas” forman parte de una diplomacia catalana paralela donde la opacidad del Govern impide saber la actividad de estos "embajadores”.

Manuel Manonelles, delegado de la Generalitat en Suiza / CG

Manuel Manonelles, delegado de la Generalitat en Suiza / CG

Tal como informó Crónica Global, Catalunya Peuple d’Espagne (CPDE), fundada en Lausana, cuya finalidad es luchar contra el nacionalismo y el supremacismo que se practica en Cataluña, ha puesto la lupa sobre la acción exterior de la Generalitat. Constataron que la ‘presencia diplomática’ catalana no figura en la lista oficial de representantes extranjeros en Suiza. El Departamento federal de Asuntos Extranjeros tiene un listado por continentes y, en el caso europeo, aparece España, pero no la delegación de la de la Rue de la Cité. Por ello, CPDE ha informado de la presencia de esa diplomacia extranjera “no autorizada” en suelo suizo a la Policía cantonal y a la Embajada española en Berna.

En el verano de 2018, la Generalitat aprobó el decreto de reapertura de las delegaciones del Govern de la Generalitat en Reino Unido e Irlanda, Alemania, Estados Unidos, Italia, Suiza y Francia. Tiene un total de doce, pero, tal como anunciaron el pasado lunes el presidente Quim Torra y el consejero de Acción Exterior, Alfred Bosch, la idea es ampliar esa red de 'embajadas' en el extranjero en diversas partes del mundo. Torra y Bosch presidieron la reunión del Consejo de Acción Exterior y de Relaciones con la UE.

Cargos eventuales sin obligación de rendir cuentas

Sin embargo, la agenda de los asesores y delegados en el exterior es un misterio, pues el Govern asegura que, al tratarse de cargos eventuales, no están obligados a explicar su actividad diaria. Así lo asegura en respuesta a las preguntas parlamentarias formuladas por la diputada de Ciudadanos Susana Beltrán. "El personal eventual no tiene la condición de alto cargo y sus funciones se circunscriben a las de confianza y asesoramiento, quedando excluida de su ámbito funcional la representación institucional. Por ese motivo, el personal eventual no dispone de lo que la Ley 19/2014 (Transparencia) llama 'agenda oficial', que se refiere únicamente a los que tienen la condición de alto cargo o autoridad", explica la Generalitat.

El Tribunal de Cuentas arroja luz

Algo o mucho más de luz sobre el quehacer de las delegaciones arroja el informe de fiscalización del Tribunal de Cuentas sobre los recursos asignados a la ejecución de las políticas de acción exterior de Cataluña (ejercicios 2011-2017). “La explicación del interés por la celebración de actividades que inciden principalmente en el ámbito cultural puede encontrarse en una mención que hace el delegado de Italia en la memoria anual de 2016, cuando señala que ‘la cultura se ha demostrado como un soft power muy útil para generar interés y empatía hacia nuestro país. Por esta razón se han priorizado actividades del tipo cultural que permiten eludir la interferencia de la embajada española y permitieron contar con la asistencia de destacados políticos italianos”.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información