Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La colaboradora de televisión Rosa Benito MEDIASET

[VÍDEOS] Rosa Benito, tras las imágenes del nuevo documental de Rocío Carrasco: "No me gusta"

La colaboradora de televisión pone en duda la palabra de su sobrina sobre el desconocimiento de una serie de documentos

3 min

Las primeras imágenes que se han podido ver de la segunda parte del documental de Rocío Carrasco ya ha causado reacciones en la familia más cercana. La primera en dar su veredicto ha sido Rosa Benito.

La colaboradora de televisión ha llorado al ver los cuatro minutos que dura el avance. “No por lo que dice sino por recordar a Rocío Jurado”, señala. Y es que, en su regreso, el programa tiene como principal protagonista a La más grande. Sobre el resto es clara: “No me gusta nada”.

Documentos secretos

El trailer asegura que hay 18 contenedores y más de 30 toneladas de documentos --entre grabaciones, cintas, escritos y demás-- que Rociito pudo apropiarse de la casa de la Moraleja el 14 de abril de 2008, lejos de las cámaras. Según los responsables del programa, ella nunca ha visto que había en ellos.

La que fuera cuñada de la Jurado pone muy en duda las palabras que se dicen en el avance. Lo único que confirma es que, “por supuesto, hay vídeos inéditos que había en la casa de la Moraleja”.

Palabra en duda

Las dudas surgen sobre la posibilidad de que Carrasco no conozca qué hay entre toda esa documentación. “Ella debe saber lo que había allí, porque lo guardó todo”, “tiene que saber lo que había en esos contenedores. Tiene que saberlo”, subraya.

“¿Entonces, quién vació la casa? ¿Ella no estaba presente?”, se pregunta. La familia puso en venta la casa de la Moraleja y, según Rosa, la vivienda “se desmanteló con Aniceto y mi cuñado, José Antonio y se lo dieron todo a Rocío Carrasco”.

Documentación y cárcel

La exconcursante de Supervivientes indica que no cree “que haya ningún documento comprometido”, al menos “no quisiera”, apunta. Además, la misma Carrasco dijo ante el juez que no había ningún papel que se mostrara en la docuserie más que el que mostró al juez. Si hubiera más, podría enfrentarse a penas de cárcel.

Pese a todo, y con los ojos bañados de lágrimas, Rosa Benito sólo desea una cosa: “que el nombre de Rocío Jurado quede limpio”. Y es que, como recuerda, la artista “lo único por lo que luchó fue por un legado único”.