Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Tamara Falcó posa con sus compañeros de curso en el jardín de casa de la Preysler /INSTAGRAM

Tamara Falcó suma un nuevo título: ya es oficialmente chef

La marquesa de Griñón aprueba el curso de 'Le Cordon Bleu' y monta una fiesta casa de la Preysler para celebrarlo

3 min

La hija de Isabel Preysler ya es una experta en materia culinaria. Tamara Falcó ha terminado con éxito su curso de la prestigiosa academia de cocina Le Cordon Bleu que le acredita como chef. Y es que el sacrificio de la recta final del curso le ha impedido acudir estas últimas semanas a El Hormiguero, el programa que presenta Pablo Motos y en el que ella es colaboradora.

Por si fuera poco, la recién estrenada marquesa de Griñón ha tenido que lidiar este último mes con una presunta infidelidad de Iñigo Onieva, su novio.

Fiesta en casa de la Preysler

Sin embargo, nuestra cocinera favorita ha hecho caso omiso de los fuertes rumores que involucraban a su chico con una despampanante venezolana y se ha centrado en terminar sus estudios de cocina. Para celebrar su nuevo logro profesional, la aristócrata ha invitado a todos sus compañeros de curso a casa de 'mami'. Un momento del que ha querido dejar constancia en sus redes sociales.

Ataviada con las ropas de cocinera, la hija de la reina de corazones aparece sentada en el jardín de su casa, rodeada por sus compañeros y sin mascarilla. "¡Lo hemos conseguido! Certificat de Cuisine Intermédiaire", ha escrito Tamara orgullosa en su Instagram. Y, ojo, porque quien también se ha colado en la fotografía es Celine.

Una intrusa

La perra de Isabel Preysler y Mario Vargas Llosa aparece a modo de espontanea en la fotografía. De hecho, Tamara, haciendo gala del sentido humor que la caracteriza, ha tachado a Celine de "intrusa" a la vez que aseguraba que ella no había aprobado.

Por otro lado, ante las posibles críticas que le podrían llover por posar sin mascarilla, la colaboradora de televisión avanza que todos las personas que aparecen en la fotografía se han hecho previamente una prueba PCR. Y es que cabe recordar, que la vital pareja que forman la Preysler y el literato seguían unas medidas de lo más estrictas para blindar su casa contra el coronavirus.