Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Julián Muñoz en la calle / EP

'Escándalo Cantora': Julián Muñoz confiesa lo que vio en la finca de los Pantoja

La expareja de la tonadillera ofrece todo lujo de detalles sobre los objetos de Paquirri que existían en la casa familiar

4 min

Julián Muñoz ha vuelto a hablar sobre Isabel Pantoja en medio de la guerra que tiene ésta con su hijo. Y lo hace, para contar todo lo que vio en Cantora.

La expareja de la artista apareció este jueves en Telemadrid y allí ha dado todo tipo de detalles de como es la finca de su ex y todo lo que había dentro, incluido los objetos de Paquirri.

Casa partida en dos

“Esa casa tiene dos alas. Desde la puerta principal a la derecha visto desde la carretera, y la izquierda tiene otra parte. Si te pones en la entrada de la casa, toda la zona de la derecha es la casa de soltero de Paco, del señor Rivera”, indica el exalcalde de Marbella.

Cuando él entró en la finca de Medina Sidonia durante los años que estuvo con la tonadillera, el inmueble todavía no estaba dividido en dos y ambos partes estaban conectadas. “Nada más entrar por la puerta, a mano derecha, había un salón grande que se comunicaba por una puerta a la zona donde estaba la chimenea y los rifles de Paco, y a la derecha una escalera que subía al dormitorio”.

Kiko Rivera e Isabel Pantoja en la final de 'GH DÚO' / MEDIASET
LA ENCUESTA ¿A quién apoya en la guerra entre Kiko Rivera e Isabel Pantoja?

Todos los objetos

El político confiesa que él entró en esa famosa habitación, la que Kiko Rivera pareció descubrir el pasado 2 de agosto y ha desatado la caja de los truenos. “No recuerdo exactamente cuándo”, asegura, aunque da un marco orientativo: “Fue una vez que me pusieron una moción de censura. Nos fuimos al campo y creo que fue al principio”.

Al, por entonces, novio de la Pantoja le ganó la curiosidad, preguntó y obtuvo la respuesta que esperaba. “Creo que no subí solo, la puerta estaba abierta y yo entré” al dormitorio, recuerda. “Allí no había cama, por supuesto. Lo que vi allí, creo recordar, envuelto en algo blanco, estaba el traje de luces que llevaba desafortunadamente el día de su muerte, una muleta, un par de banderillas, un estoque. Estaban en un armario según entras a la derecha”, detalla.

Una y no más

Jamás volví a preguntar nada de Francisco Rivera. Y nunca jamás volví a hablar de ningún tema de Francisco Rivera con ella”, confiesa Muñoz.

Lo que no sabe es si el DJ pudo ver alguna vez esa habitación. Subraya que durante el tiempo que estuvo con la artista “Kiko estaba viviendo en Sevilla con la abuela”. En este sentido, sostiene que “cabe la posibilidad de que no lo viera porque no pasaba mucho tiempo”.

Madre, hijo y derroche

En cuanto a la relación familiar entre los protagonistas de esta trifulca, señala que, en su día “era absolutamente normal. Una relación madre-hijo”. Puntualiza que no le parece que la folclórica fuera “mala madre”, como afirmó Rivera. “Sí quizás demasiado artista. Se ocupaba de que no le faltara nada, pero ejercía más de diva que de madre”, subraya.

Julián tampoco ha evitado mojarse en los problemas económicos de la cantante. Recuerda que los restaurantes que tenían iban bien pero lo vendió por 40 millones de pesetas, pero en ningún momento considera que su ex fuera una malgastadora. “No le veía yo con grandes gastos. Ropa, sí. Y la casa, sí. Pero grandes gastos no veo que haya tenido, por lo menos, mientras vivíamos en Marbella”, concluye.