Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La demoledora confesión de Edmundo Arrocet sobre María Teresa Campos

La demoledora confesión de Edmundo Arrocet sobre María Teresa Campos

El chileno rompe su silencio dos años después de dar por terminada su relación con la presentadora y asegura que no la dejó por WhatsApp

3 min

Edmundo Arrocet rompe su silencio. Tras su paso por Secret Story, el ex de María Teresa Campos ha hablado por primera vez después de romper su relación con la veterana comunicadora. Lo ha hecho en exclusiva para Lecturas, desde donde asegura que está harto de que se digan “mentiras infames sobre él”.

Al parecer, el chileno está harto de las continuas difamaciones que ha sufrido y que dejaban entrever una maltrecha situación económica que no existiría. De hecho, Bigote deja al descubierto una información que hasta ahora se desconocía: le hizo de prestamista. 

Un préstamo

"Le presté 50.000 euros a María Teresa Campos y no se los voy a pedir", ha revelado el humorista. Una afirmación que debe haber sentado como un jarro de agua fría al entorno de la comunicadora. Algo que ya ocurrió hace tan solo un par de semanas en la casa de los secretos.

Piticlín, Piticlín confesaba que durante su noviazgo de cinco años con la Campos habían superado varias crisis e, incluso, reconocía que había vuelto con ella “por pena”. Unas palabras que hicieron estallar a Carmen Borrego, quien desde Sálvame le llamó “cerdo” y aseguró que si volvía con su madre era porque no tenía donde caerse muerto.

Ruptura

“Se ha mentido tanto que estoy cabreado, me duele”, declara Edmundo respecto a lo contado por las hijas de su expareja. Y es que todo apunta a que en los próximos días será posible ver al cómico en el plató del Deluxe: "Tengo muchas cosas por contar", avanza. 

De hecho, Bigote habla ya en esta entrevista de la forma en que se produjo la tan sonada ruptura definitiva con la presentadora. “Pienso mucho en cómo Teresa pudo decir que la dejé por Whatsapp cuando no es verdad. El día que dejé a Teresa hizo unos gestos que no me gustaron. Nunca me ha gustado la agresividad”, afirma.