Menú Buscar
Hotel Ciudad de Vitoria (Hoteles Silken) del Grupo Urvasco en Vitoria / WP

Silken comprará 9 hoteles en el marco del concurso de Urvasco

La adquisición se produce mes y medio después de que Emilio Iráculis sustituyera a Francisco Tobar como responsable ejecutivo de la cadena

2 min

Nuevo capítulo en el marco de la quiebra de las empresas del grupo Urvasco, que lleva dos años llevando sus filiales a concurso de acreedores. El nuevo movimiento se va a producir el próximo 31 de agosto, cuando una junta extraordinaria de Hoteles Silken apruebe la compra conjunta de nueve hoteles pertenecientes a filiales del Grupo Hotelero Urvasco que ya tiene bajo su gestión.

La convocatoria de la junta se produce mes y medio después de que Emilio Iráculis sustituyera a Francisco Javier Tobar como administrador único de Hoteles Silken, y, en consecuencia, también cambiara el representante de la cadena en las sociedades Hotelera Recaredo, Hotelera Coslada, Hotelera Arlanza y Hotelera Forcino. Iráculis, miembro de la familia de los hoteles Silken y Abba, también sustituyó a Tobar en Inversiones Silken.

Tobar había sido nombrado consejero delegado de Hoteles Silken hace dos años, donde ejercía como director general. Había formado parte de la cadena desde sus creación, en 1995. Primero fue director del Hotel Castilla Plaza, para ocupar después el mismo cargo en los hoteles Silken Puerta Castilla, Silken Puerta Madrid y Silken Puerta América. Tras cinco años de responsabilidades en la capital, en febrero de 2010 fue nombrado director general.

Quiebras encadenadas

Desde que hace dos años Numerus Clausus, la cabecera del grupo Urvasco, entrara en concurso de acreedores, con deudas por importe de 700 millones de euros, han sido cerca de una veintena de filiales las que se han visto obligadas a entrar en quiebra.

En abril pasado lo hacía Grupisos Arrendal, firma intermediaria en la compraventa de viviendas y locales, que gira en en la órbita de Urbanizadora Vascongada, un gigante de la promoción inmobiliaria perteneciente a la familia Iráculis.

A lo largo de estos años también han quebrado Moaba Promotora Empresarial, con un pasivo de 125 millones; Miaspe Promotora Empresarial, 110; Prosa Promotora de Salamanca, 100; Urbanizadora Bascongada, 70; Construcciones Urbanas Urvasco, 70; Astur Promotora Urbana 2004, 65; y PV Promotora Vizcaína, 30 millones.